Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un polisario del 'ala dura', al frente del nuevo Gobierno saharaui

Seis ministros y dos secretarios de Estado, en lugar de los once titulares con que contaba anteriormente, componen el nuevo Gobierno de la República Arabe Saharaui Democrática (RASD), dado a conocer ayer a través de un comunicado recogido por la agencia argelina de Prensa. Un representante del ala dura del Frente Polisario, Mahfoud Ali Beida (también conocido por Mahfoud Laouissi), dirigirá el Gabinete y será responsable de la información.La única sorpresa de envergadura del nuevo equipo, dirigido por responsables militares notorios, salvo los ministerios de Relaciones Exteriores y Justicia, que no han cambiado de titulares, es la salida de la presidencia del Gabinete de Mohamed Lamine, considerado como un hombre político de ideas progresistas, en el sentido del reforzamiento de lazos con los regímenes radicales del mundo árabe, y en particular la yamahiría libia.

La desaparición del Ministerio de Información, que ocupaba Salem Ould Salek, representa una censura a la labor, no siempre apreciada por los informadores establecidos en Argel o de paso por esta ciudad, de este antiguo militante, miembro del grupo embrionario que fundó el Polisario en mayo de 1973.

De ese grupo, formado por estudiantes saharauis de varios centros universitarios marroquíes, encabezados por el primer secretario del Polisario, Mustafa Sayed el Uali, fallecido en 1976 durante un ataque espectacular de la guerrilla a Nuakchott, siguen desempeñando cargos importantes en la estructura dirigente del movimiento independentista, como Mohamed Abdelaziz, Bachir Mustafa Sayed, Omar Hadrani y Mohamed Sidati. Este último ha sido nombrado secretario general de la presidencia de la RASD.

Mahfaud Ali Beida, el nuevo primer ministro, desempeñaba anteriormente la cartera del Interior. Su afiliación al Polisario no pasó por las universidades marroquíes, ya que formaba parte del grupo inicial de jóvenes nacionalistas saharauis que permanecieron en la ex colonia española. Un compañero de éste, el actual ministro de Defensa, Ibrahim Ghali, jugó entonces un papel destacado en la formación del Frente, utilizando su condición de teniente de la Policía Territorial. La permanencia en el Ministerio de Relaciones Exteriores de Hakim Ibraim desmiente los rumores que habían corrido en Argel sobre la desgracia de éste a partir de la fallida cumbre africana de Trípoli. La constitución del Gobierno de la RASD completa la serie de cambios ocurridos en la estructura dirigente del Frente Polisario a partir de su quinto congreso, celebrado hace pocas semanas. Las decisiones más importantes han sido, en función de la preeminencia de los militares sobre los políticos, el nombramiento del secretario general, Mohamed Abdelaziz, a la presidencia de la RASD, la desaparición del cargo de secretario general adjunto, que desempeñaba el hermano del fundador del Polisario, El Uali, y la salida del Consejo de la Revolución, la más alta instancia de los saharauis, de un responsable militar, Sidi Adhmed Batal, y del principal negociador con Francia, Mauritania, Omar Hadrani.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 6 de noviembre de 1982