Gente

José Emilio Santamaría

seleccionador nacional del fútbol español, ha declarado en Santa Cruz de Tenerife, cuando aún saborea el triunfo en Polonia, que su equipo está obligado moralmente a ganar el mundial de España, aunque no se reservó que hay que eliminar todavía algunas lagunas y dar confianza alos jugadores, para que pierdan el agatorramiento lógico de saber que juegan en su propio país. El responsable de la selección nacional afirmó que el balompié es el deporte más sano del mundo. Santamaría, informa Carmelo Martín, habló de la convivencia que reina en la selección y definió a los jugadores andaluces como los más bromistas de la misma. Confesó que el último libro que había leído era el de Pedro Escartin Los mundiales que he vivido, y se reveló como un empedernido aficionado a la gastronomia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0027, 27 de noviembre de 1981.