Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Corín Tellado entrevistada por Vargas Llosa para la televisión peruana

El encuentro se puede calificar de insólito: el peruano Mario Vargas Llosa, autor de La ciudad y los perros, y la española Corín Tellado, autora de El viudo tímido. El escenario fue el Canal Cinco de televisión de Lima. Vargas Llosa presentó una entrevista efectuada a Corín Tellado en Asturias, en el programa La torre de Babel, que marcó anoche su reaparición en el mundo del periodismo.

La entrevista se realizó en un tono muy amable y afectuoso. Vargas Llosa dijo que el mito de Corín Tellado era parte de su pasión literaria.Corín Tellado manifestó que ha escrito cerca de 2.500 novelas y que comenzó a escribir a la edad de diecisiete años. Escribe seis horas al día y en 48 horas hace una novela de cien páginas.

Vargas Llosa se quedó estupefacto. «Un libro de cien páginas en dos días. Es el primer caso que conozco», dijo.

«Mi sistema describir es muy fácil. Por ejemplo, en El viudo tímido narro los problemas que tiene un viudo con una dama decente; lo dramatizo con una dosis de erotismo, violencia y amor, y le pongo un final feliz o desgraciado».

Corín declaró que una de sus novelas había sido censurada. La escribió cuando tenía dieciocho años. Se titulaba Nos venció el amor, y la censura la consideró «muy erótica».

«Ahora estoy escribiéndola gran novela de la historia de mi vida, donde dejo una honda huella de mi frustrado matrimonio con Domingo Egusquiza. No volví a amar a otro hombre».

Corín confesó que no es millonaria. «Tenía que haber ganado mucho más. Los que más han ganado han sido mis editores. Vivo todavía de lo que escribo», añadió.

Corín se confiesa apolítica. «Yo vendo tanto en las repúblicas como en las democracias o en las dictaduras. Si me diera por la política, daría mucha guerra. Pero no me interesa. Es muy acomodaticia».

Cuando Mario preguntó a Corín con quién pasarla un día en una isla solitaria, la respuesta le sorprende. «Con Vargas Llosa y Francisco Umbral. ¿Para qué? Para verlos pelear. Me encantaría».

Feminista

Con respecto al feminismo y homosexualismo, Corín afirmó que «desde que soy independiente soy feminista. Creo que la mujer está equiparada al hombre. En cuanto al homosexualismo, condeno al homosexual por vicio, pero al que es de nacimiento, le reconozco todos los derechos».La escritora afirmó al referirse a su obra que «mis personajes tienen una tremenda humanidad. Hay muchas chicas que en la vida real han vivido lo que viven mis personajes. Yo adorno con fantasía las realidades».

Pero Vargas Llosa, al final de la entrevista, consideró las novelas rosas de Corín de otra forma. «Lo que ofrece Corín es la irrealidad. Pasiones y dramas que no se dan en la historia».

«Corín es una mujer amable, empeñosa, sin pretensiones, una escritora que no tiene conciencia exacta de su influencia en su legión de lectores. Pero, para bien o para mal, durante treinta años ha sido la encargada de satisfacer nuestro hambre de irrealidad», dijo el novelista peruano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 10 de junio de 1981