Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:

Vivir cada día.

Por amor a las piedras. Tarsicio y Fulgencio, de 65 y cincuenta años, son los guarda, de los monasterios de Suse (Logroño) y de San Pedro de Arlanza (Burgos). Los dos pasean por los viejos claustros y pasan sus rato, de soledad excavando en los alrededores. El reportaje de Santiago Castellanos, Jesús Mata y Nicolás Muñoz, narra simultáneamente, la vida cotidiana de estos dos hombres.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 25 de junio de 1980