Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

"Hay que desdramatizar el Plan de Urgencia"

Juan Torres, un ingeniero de caminos, casado y con cinco hijos, es, desde la semana pasada, el nuevo delegado de Obras y Servicios Urbanos del Ayuntamiento de Madrid, por nombramiento de José Luis Alvarez. Este gallego, pues nació en El Ferrol, en el año 1936, secretario de Acción Católica entre 1960 y 1963, ha preferido, en sus primeras declaraciones a EL PAIS, utilizar, como tantas otras veces se ha hecho, el sistema de la evasiva para que luego no se le pueda decir que no cumplió lo que antes había dicho.

Pregunta. ¿Cómo ve usted esta delegación, nada más llegar a ella?Respuesta. Evidentemente, como una delegación destinada a hacer cosas. Sus fines, muy importantes, son más de hechos que de planeamiento, de hechos sencillos y humildes como son los que se relacionan con el mantenimiento de Madrid. Y ese mantenimiento es una labor que realiza el funcionario del Ayuntamiento con un gran sentido profesional, tanto que hemos de pensar en los socavones que se detectan cuando están en formación, que son, precisamente, los que ese funcionario impide que se produzcan.

P. ¿Con qué problemas de la ciudad debe enfrentarse?

R. Mi primera finalidad como delegado ha de ser el identificar esos problemas con que se encuentra Madrid y que debe acometer esta delegación. Pero creo que yo, desde este puesto, no debo ser el único que diga cuáles son los problemas con que se enfrenta la ciudad. Tiene que haber un auténtico intercambio de ideas y sugerencias entre los gestores de la cosa pública, es decir, nosotros, y los ciudadanos. Si ese diálogo se establece, podremos identificar los problemas existentes e intentar darles solución; si no, va a ser muy difícil.

P. Uno de esos problemas, sobre el que ya se ha pronunciado el ciudadano, es el Plan de Urgencia de Acondicionamiento de Barriadas...

R. Yo creo que sería muy precipitado para mí el dar un juicio sobre el Plan de Urgencia, a los pocos días de llegar a la delegación. El tema no es tan trivial como pudiera parecer en un principio, y lo que tengo que hacer, si quiero tener una opinión completa, es preguntarlo todo sobre él. En principio, pienso que es uno de los temas más conflictivos que hay en Madrid, aunque ello no quiera decir que sea el más importante.

P. ¿Cree, como se ha dicho, que el Plan de Urgencia puede suponer una grave infracción urbanística?

R. No me atrevería a ser tan contundente. Cada uno de los ciudadanos lo hemos visto desde distintos puntos de vista, y cada uno de nosotros tenemos una parte de la razón. De lo que sí estoy convencido es de que se han radicalizado las posturas que han ido surgiendo con respecto al plan. Me gustaría desdramatizarlo. Pero si yo llegara a detectar esa infracción, lo diría inmediatamente, en forma corporativa, aunque no es esa mi función, y para eso ya existe una delegación, que es la Gerencia Municipal de Urbanismo, a cuyo frente figura una persona perfectamente responsable.

P. Aparte de estos temas, hay otra serie que preocupa a los madrileños. Son el viaducto, la reconstrucción del teatro Español o La Vaguada del barrio del Pilar.

R. Con el viaducto, no nos queda otra cosa por hacer que no sea inaugurarlo. Por lo que respecta al teatro Español, tengo prioritaria atención, y ya lo he analizado, en el poco tiempo que llevo aquí. Aparte de lo que ya se ha gastado en él, este año es posible que podamos contar con un presupuesto de cincuenta millones de pesetas. Por último, el tema de La Vaguada está todavía en discusión urbanística. No es de mi exclusiva competencia, pero sí sé que el municipio lo considera prioritario. Aunque todavía no haya acabado de tomar tierra en la delegación, quiero decir que sobre estos, como sobre cualquier otro tema que pueda surgir, quiero tener una absoluta apertura y una transparencia total, que permita mantener en todo momento informados a los ciudadanos madrileños.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de marzo de 1978

Más información

  • Juan Torres, nuevo delegado municipal de Obras