Cierra otro banco suizo

Mientras uno de los directores del Credit Suisse, de la sucursal de la región suiza de Chiasso, de este país, fue puesto en libertad tras el escándalo financiero descubierto hace dos semanas, otro banco privado, el Leclerc, de Ginebra, fue obligado a cerrar sus puertas ayer, lunes, para proteger por igual a toda su clientela. La orden la dictó la Comisión Federal de Bancos Helvéticos. La Banca Leclerc es una de las casas privadas de crédito de Suiza que siempre han gozado de prestigio y solidez.

El diario La Suisse, de Ginebra, señala que «las dificultades por que atraviesa el Banco Leclerc no obedecen a malos manejos en lo que se considera actividad bancaria tradicional, sino a malas inversiones realizadas por uno de sus socios en una inmobiliaria a título personal. Se trata del dinero invertido por Robert Leclerc, uno de los dueños del banco, en el complejo inmobiliario de Aminona, que enfrenta una serie de problemas legales y económicos. Las pérdidas del banco se estiman en doce millones de dólares (unos 840 millones de pesetas). Por su parte, el diario Tribune de Genevé, informó que «un grupo de bancos privados de Ginebra, integrado por ocho entidades bancarias, ofrecieron ayuda financiera al Leclerc et Cie., para que supere la crisis y pueda cumplir sus obligaciones frente a los clientes». La misma publicación periodística da cuenta de una larga reunión que tuvieron los directores de la institución bancaria el sábado hasta la madrugada, después de la cual uno de los socios se suicidó, versión que no coincide con la de otras publicaciones que hablan de un «dramático shock nervioso que le produjo la muerte».

En los medios financieros es considerado este hecho, en el que están en juego entre veinte y treinta millones de francos, «como lamentable especialmente en contexto actual, pero no atentatorio contra la actividad normal de la banca privada suiza».

EL PAÍS de la mañana

Despiértate con el análisis del día por Berna González Harbour
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS