Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Orense: doce niños muertos al caer un autobús por un terraplén

Doce escolares, entre los seis y catorce años, y el conductor de un viejo autobús dedicado a transporte escolar, fallecieron a consecuencia del accidente ocurrido ayer, día 19, a primera hora de la tarde. El vehículo cayó por un terraplén de sesenta metros a la vía del ferrocarril Madrid-La Coruña, a dos kilómetros del núcleo urbano de A Rúa, en la comarca valdeorresa de la provincia de Orense.

El autobús, matrícula OR-3141, conducido por Manuel González Pérez, tuvo rotura de mangueta de la rueda derecha del eje delantero, en el kilómetro 59 de la carretera nacional Logroño-Vigo, término municipal de A Rúa, precipitándose por un desnivel de unos treinta metros existente entre la carretera y la vía, en la que quedó volcado después de dar varias vueltas.En el autobús viajaban cuarenta escolares que habían sido recogidos a partir de las dos y media de la tarde, en pueblos de la comarca valdeorresa, principalmente de Villamartín de Valdeorras y San Miguel de Otero, para transportarlos al colegio nacional de A Rúa, donde tendrían las clases de la tarde. Además de los fallecidos hubo otros heridos de diversa consideración, de los que once fueron trasladados a la residencia sanitaria de Ponferrada (León) y nueve a Orense. Varios de ellos fueron intervenidos en los quirófanos y uno de lostrasladados a la residencia, de Ponferrada falleció en el momento en que se le estaba prestando atención sanitaria.

Los fallecidos son: María López Sotelo, de trece años, Miguel y Manuel Fernández López, de doce años y gemelos; María Jesús Losada Núñez, de once años; María González Losada y José Trincado Vicente, todos ellos de Villamartín de Valdeorras; María de los Angeles López Losada, de diez años; Miguel Angel González Solla, de diez años; María del Carmen González García, de catorce años; María José Arias, de nueve años; María Diéguez Alvarez de seis años, todos ellos del pueblo de San Miguel de Otero, pueblo de donde es también el conductor fallecido.

El gobernador civil de Orense,Juan Manuel Blanco, que se encontraba en la capital de España, suspendió su estancia en Madrid para trasladarse inmediatamente al lugar del accidente, en Orense. Realizó primero una visita a la residencia sanitaria de Ponferrada para seguidamente dir girse a lacapital orensana, donde visit ó también a los heridos.

Pasa a la pág. 16

Doce escolares muertos en accidente

(Viene de la pág. primera)

Los niños ingresados en la residencia de la Seguridad Social Camino de Santiago, de Ponferrada, son:

- José M. Pinto Ribeiro, de quince años. Sufre fractura-luxación de la columna vertebral y aparaplejia. Muy grave.

- Germán Ferrer Herbeilla. Sufre traumatismo torácico-abdominal y contusión cerebral. Grave.

- Antonio Pérez Quiroga, de trece años. Sufre contusión conmaseración en región dorsolumbar y erosión en hipocondrio derecho. Grave.

- Clemente Arias, de cinco años. Politraumatismo, rotura. de brazo, fractura de pelvis. Muy grave.

- Vicente Rodríguez Fernández, de catorce años. Fractura del tercio inferior del húmero izquierdo y traumatismo craneal. Grave.

- Julio Núñez Santos. Sufre traumatismo craneano encefálico. Grave.

- Ramiro Rodríguez Fernández, de quince años. Fractura de pelvis. Muy grave.

- . José Luis Rodríguez Pérez, de doce años. Sufre traumatismo abdominal, posible fractura de pelvis, shock traumático, posible neumotórax con hematuria. Muy grave.

A última hora se indentificó a la niña que falleció en Ponferrada cuando era intervenida. Se trata de Francisca Simón Rodríguez, de trece años:

Radio Juventud de Ponferrada comenzó, sobre las cuatro y media de la tarde, a solicitar reiteradamente donaciones de sangre, solicitud que fue atendida por los ponferradinos y por numerosas personas de las poblaciones vecinas que acudieron ante la llamada de socorro. Él trágico accidente ha conmovido a toda la comarca de Valdeorras y del Bierzo, pero de una manera muy especial a los vecinos de San Miguel y de Villamartín, alguno de los cuales ha perdido a sus dos hijos, según informa Logos. Para muchos, este trágico suceso es la nota que colma el vaso de las repetidas protestas de numerosos pueblos contra el mal estado de los autobuses que se dedican al transporte escolar en Orense, recogiendo a los niños en pequeñas aldeas para llevarlos a los centros a través de carreteras peligrosas por su trazado y por su, deficiente conservación.

En la mente de todos está hoy la larga lucha de los vecinos de Villamartín para que no fuese cerrado su centro escolar y evitar el penoso. traslado diario de sus hijos hasta el centro de A Rua. La oposición de los vecinos de Villamartín llegó a tal extremo que fue precisa la intervención de la Guardia Civil hace poco más de un año para que se procediera a retirar los muebles de la escuela que se cerraba. Hace poco el Ayuntamiento de Villamartín habla denunciado ante la delegación del Ministerio de Educación el deficiente estado del transporte escolar en el municipio.

Por todas estas cosas, el alcalde se vio en la obligación de advertir ayer a las autoridades provinciales que no acudieran al pueblo por la tensión allí existente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 20 de abril de 1977

Más información