Ingresan en prisión siete empleados de Galerías Preciados

Ocho trabajadores de Galerías Preciados de Vitoria han sido detenidos y puestos a disposición judicial tras la denuncia que presentó el pasado sábado la empresa en la comisaría de policía de Vitoria, por presunta coacción y amenazas a otros productores. Uno de ellos ha sido puesto en libertad y los otros siete han ingresado en la prisión de Nanclares de la Oca.

Paralelamente, de fuente laboral se ha comunicado que la empresa ha enviado carta de despido a doscientos empleados, como consecuencia de la huelga que se viene manteniendo desde el pasado 26 de febrero. Esta noticia concuerda con la información que la empresa ha insertado estos días en los periódicos locales, uno de cuyos párrafos dice textualmente: «esta situación de anormalidad no puede mantenerse por más tiempo. Galerías Preciados entiende que tal actitud es una expresa manifestación de voluntad de rescisión unilateral de la relación laboral».

En la nota mencionada Galerías Preciados se lamenta de la actitud de los huelguistas que «a diario protagonizan actos tendentes a desprestigiar y perjudicar a la empresa» aludiendo claramente a la campaña de boicot de ventas que se ha lanzado en la ciudad en solidaridad con los trabajadores en paro y qué según fuentes laborales ha alcanzado un eco notable.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS