Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Exito total de Miguel Márquez

Antequera (Málaga)

Ocho orejas y dos rabos cortaron Paquirri, Miguel Márquez y Alfonso Galán. Cuando además dan la vuelta al ruedo los tres espadas acompañados del ganadero y el empresario, el éxito de la corrida se da por descontado. Así fue en efecto. Los toros, nobles, permitieron un toreo elegante y largo.Paquirri no gustó mucho en su primero. Toreó bien de capa, los palos los puso aceptablemente, pero su faena de muleta fue de trasteo y breve. Al público no le gustó esto y cierto sector expresó su disconformidad. En su segundo, Paquirri sí mostró ganas. Recibió al toro con una espectacular larga cambiada y comenzó la faena rodilla en tierra. Tuvo que porfiar mucho para ligar los pases y con tesón y arte dominó finalmente al morlaco.

Corrida de feria

Gran entrada.Paquirri, media que basta (división de opiniones); estocada que hace rodara al toro sin puntilla (dos orejas y rabo). Miguel Márquez, estocada que basta (dos orejas y rabo); media estocada sin puntilla (dos orejasy rabo). Alfonso Galán, tres pinchazos y estocada (oreja); estocada (oreja). Los toros. Pertenecientes a la ganadería de los hermanos Beca Belmonte, de Sevilla. Dieron un buen juego. Al quinto se le dió la vuelta al ruedo. El ganadero dio seguidamente la vuelta al anillo tras la muerte de este toro, invitado por Miguel Márquez, que a su vez extendió la invitación a sus compañeros de terna y al empresario.

MÁS INFORMACIÓN

Miguel Márquez fue el rotundo triunfador. Se mostró muy regular con los dos toros que le tocaron en suerte. Dio pases de todas marcas y acertó además con el estoque.

Alfonso Galán, que sustituía a Palomo Linares, puso mucha voluntad con sus dos enemigos. Con la capa estuvo bien y con la muleta aceptable.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 21 de agosto de 1976

Más información

  • Ocho orejas y dos rabos, en Antequera