Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Es posible el traspaso de Breitner

El Madrid espera tranquilo su partido del próximo domingo ante el Atlético, en el que serán bajas Roberto, escayolado, y Pirri. Toda la preocupación del club se enfoca hacia el posible efecto del recurso que ayer se presentó ante la UEFA. Por cierto, que Bernabéu aún no se ha pronunciado en torno al tema. Otro asunto que ocupa a los directivos blancos es el de la continuidad de Netzer y Breitner.Roberto fue escayolado ayer. Durante tres semanas tendrá que cargar con el yeso. En conclusión, no estará presente el domingo en él Bernabéu ala horade jugar contra el Atlético el último partido de la temporada oficial madridista. Tampoco.estará posiblemente Pirri, lesionado,como Roberto, en Granada. Sí estarán, sin embargo, Amancio, Netzer y Breitner. El aficionado debe abrir bien los ojos, pues tal vez sea la última vez que los vea en el equipo. No hay nada decidido en torno a ellos, pero cabe que sean baja los tres. Amancio consultará con Bernabéu, según se dijo hace días. En cuanto a Netzer y Breitner, ocupan dos plazas que podrían quedar libres para jugadores de mayor efectividad que el club necesita.

El porvenir de estos hombres sé va a ver afectado a todas luces por la sanción que la UEFA ha impuesto al Madrid. El hecho de que no haya participación en la Copa de Europa puede forzar al Madrid a cambiar sus planes con respecto al fichaje de jugadores extranjeros o al mantenimiento de los dos alemanes en la plantilla. Por Breitner se sabe que el Madrid ha recibido ofertas dignas de ser tomadas en consideración. Si encuentra interesante la venta, el club le traspasará y buscará así fondos para algún otro fichaje. En cuanto a Netzer, cumple contrato ahora y no interesa. El problema para el Madrid puede estar en la dificultad de convencer a algún jugador extranjero de categoría para que fiche por el club ahora que se encuentra alejado de la Copa de Europa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de mayo de 1976

Más información

  • Roberto, tres semanas escayolado