Champions League - Grupo h - jornada 4
PSG
PSG
Kylian Mbappe 39'
1 1
Finalizado
Benfica
Benfica
João Mário 61'

El Manchester City ya está en octavos y el PSG tropieza

Guardiola reserva a Haaland mientras el Benfica castiga a patadas a Mbappé

Mbappé se duele de una entrada en el partido entre el PSG y el Benfica este martes en París.
Mbappé se duele de una entrada en el partido entre el PSG y el Benfica este martes en París.FRANCK FIFE (AFP)

El Manchester City no necesitó ganar ni tampoco alinear a Haaland para clasificarse, como el Madrid, para octavos de final de la Champions; el París Saint-Germain lo tuvo en la mano, pero volvió a empatar (1-1) con el Benfica y deberá aún esperar.

PSGPSG
PSG
1
Gianluigi Donnarumma, Sergio Ramos, Danilo Pereira, Marquinhos, Verratti, Bernat (Nordi Mukiele, min. 84), Achraf Hakimi, Vitor Ferreira (Fabián, min. 85), Neymar, Sarabia (Hugo Ekitike, min. 73) y Kylian Mbappe (Carlos Soler, min. 90)
BEN Benfica
1
Benfica
Vlachodimos, Otamendi, Grimaldo, Alexander Bah, Antonio Tavares Da Sila, Rafa Silva (Draxler, min. 77), Enzo Jeremias Fernandez, Florentino (Diogo Gonçalves, min. 77), João Mário (Chiquinho, min. 92), Aursnes y Goncalo Ramos (Rodrigo Cunha Pereira de Pinho, min. 77)
Goles 1-0 min. 39: Kylian Mbappe. 1-1 min. 61: João Mário.
Árbitro Michael Oliver
Tarjetas amarillas Otamendi (min. 21), Sarabia (min. 28), João Mário (min. 42), Florentino (min. 48), Verratti (min. 60), Enzo Jeremias Fernandez (min. 68) y Gilberto Junior (min. 83)

El City solventó en Copenhague (0-0) un partido que se le puso cuesta arriba con la expulsión de Sergio Gómez a la media hora y en el que Mahrez falló un penalti. Ocurrió algo extraordinario: por primera vez desde que el pasado 13 de abril soportó un asedio del Atlético en el Metropolitano, el equipo de Pep Guardiola se quedó sin marcar gol. Que el técnico guardase a Haaland en el banquillo quizás tuvo algo que ver.

Otros ilustres sufren. Por ejemplo el Juventus, catastrófico en la Serie A en la que camina octavo en la clasificación a diez puntos del líder Nápoles, y no menos desastroso en Europa, derrotado (2-0) en su visita al Maccabi Haifa y castigado después por el empate del indómito Benfica, que no conoce la derrota en lo que va de temporada, en París. A cinco puntos de los dos líderes del grupo se queda la Vecchia Signora, que debe visitar Lisboa y recibir al cuadro galo sin margen de error y además a expensas de un tropiezo de sus rivales ante los israelíes.

El PSG combatió contra el Benfica y contra las noticias que le asedian sobre Mbappé. “Rumores”, los definió Luis Campos, el asesor deportivo del equipo que en los minutos previos del partido se puso ante las cámaras de la televisión francesa para emitir un mensaje: “Estoy aquí para negar y decir claramente que Mbappé nunca ha pedido ni a mí ni al presidente salir del equipo en enero”. Y añadió. “Estoy seguro de que si pensase en irse nos lo diría. Tengo claro que cumplirá su contrato”. El vínculo, firmado el pasado mes de mayo, vence en junio de 2025.

Sin Messi, de baja por problemas musculares, gripó el PSG, por más que Mbappé fuese una vez más el mejor futbolista sobre el campo. Marcó de penalti en un mal partido de su equipo, que regaló el empate en un penalti inadmisible de Verratti. El italiano se llevó por delante a un rival que salía del área de espaldas a la portería. A partir de ahí tanto Neymar como Mbappé coleccionaron patadas. El galo se fue poco antes del final, cazado en un tobillo.

También sufre el Milan, colista de su grupo tras caer (0-2) en San Siro ante el Chelsea, que sentenció en la primera parte. Un penalti y expulsión de Tomori decantó el partido. Jorginho no falló desde los 11 metros y poco después Aubemayang puso su firma. El equipo londinense visitará en la próxima jornada a su más inmediato perseguidor, el Salzburgo, que empató en Zagreb (1-1).

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS