Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La increíble resurrección de Canales

El cántabro, el 32º jugador más veces suplente en la historia de la Liga, ha jugado ya con el Betis más partidos enteros que nunca

Canales celebra su gol al Atlético de Madrid. Ampliar foto
Canales celebra su gol al Atlético de Madrid. REUTERS

“¡Ya vale Sergio!”. Así le gritaron desde la banda a Canales el pasado domingo unos minutos después de que acabara el partido ante el Atlético de Madrid. Los jugadores del Betis comenzaron la preparación del choque ante el Valencia nada más derrotar al conjunto de Simeone. Corrieron e hicieron estiramientos en el propio Benito Villamarín para acelerar el proceso de recuperación después de un partido y con una semifinal de Copa entre semana. Se moviliza la sangre en el tren inferior y se acaba en el vestuario con una inmersión en agua fría y los obligados masajes que regeneran los músculos. Canales, que se había pegado una paliza ante el Atlético, tiraba del grupo en estas carreras de recuperación. “¡Adentro Sergio!”, le gritaron. Con frecuencia, los preparadores tienen que parar al centrocampista por su celo en el trabajo.

MÁS INFORMACIÓN

Los técnicos del conjunto verdiblanco defienden con insistencia que Canales se ha ganado a pulso disfrutar del mejor momento de su carrera. Buena parte de su éxito, añaden, se debe a su capacidad para dejarse aconsejar y una disciplina extrema. Buena parte de su metódica dedicación se debe a que ha tenido que esforzarse mucho para superar tres graves lesiones de rodilla que estuvieron a punto de acabar con su carrera. Canales tiene un preparador personal que complementa el trabajo que hace con el Betis y cuida su alimentación.

“No hay más que verle los cuádriceps que tiene”, comentan en el vestuario. “Ha tenido que hacer mucho trabajo de gemelos, cuádriceps e isquiotibiales para reforzar la musculatura alrededor de las rodillas. Es algo que lo ha conseguido gracias a su trabajo y dedicación”, apunta Marcos Álvarez, preparador físico del conjunto verdiblanco. Gracias a su disciplina, el Canales del Betis está sorprendiendo por sus números e importancia en el juego del equipo. Canales lo ha jugado absolutamente todo con el conjunto andaluz en 2019, acumulando todos los minutos de los últimos 12 partidos, incluidos los 120 minutos de la vuelta de los cuartos de la Copa, prórroga incluida, ante el Espanyol. Curioso: solo 31 jugadores en la historia de LaLiga han sido más veces suplentes que Canales (98), lista que encabeza el exmadridista Guti (159), según la web BDFutbol.

Cuando en el tramo final del choque ante el Atlético realizó dos conducciones eternas que aliviaron a sus compañeros, los técnicos se echaron las manos a la cabeza. Un esfuerzo más que expresa la nueva dimensión en la que ha entrado la carrera del futbolista a sus 27 años. No hay más que ver que ya ha disputado 17 partidos enteros de LaLiga, un registro que jamás alcanzó en cada una de sus anteriores temporadas en el Racing, el Real Madrid, el Valencia y la Real Sociedad.

De hecho, fue en 2015 cuando jugó más partidos completos en LaLiga, con 11. A los 17 choques completos hay que añadir tres de la fase de grupos de la Liga Europa (dos contra el Milan y otro con Olympiacos) y cuatro de la Copa del Rey (dos contra la Real Sociedad y dos frente al Espanyol). Canales, según datos ofrecidos por Opta, nunca había jugado como ahora ocho partidos seguidos de LaLiga. Su prestancia física, además, mejora la precisión en su juego. También en este ejercicio, Canales ha ofrecido su mayor número de pases buenos, aumentado su porcentaje de acierto hasta el 89% (nunca lo tuvo tan alto).

Los consejos de Setién

Canales llegó al Betis este verano. Quique Setién, entrenador del conjunto verdiblanco, ya quiso convencerlo a su llegada en 2017 para fichar por el equipo andaluz. La Real Sociedad pidió mucho dinero por un futbolista que acababa contrato en 2018. El seguimiento bético detectó una gran regularidad. Llegó a coste cero y ahora, con una cláusula de 40 millones, en el Betis se frotan las manos. Canales, después de unas vacaciones en Islandia, se incorporó al conjunto andaluz y comenzó a crecer.

“Es un ejemplo para todos. Sergio tiene un nivel extraordinario. Ha trabajado mucho para volver a ser el futbolista que fue”, afirma Setién, el hombre que no dudó en llamarlo para fichar por el Betis. El mismo que conocía a su paisano desde niño. “Sergio ha necesitado el tiempo y el contexto necesarios para expresarse de esta manera. Una de las cosas que más valoro de él es que es muy receptivo y sabe escuchar. Recicla rápidamente aquello que le dices para mejorar y eso me ha llamado mucho la atención”, prosigue Setién. Su estilo de juego le ha venido de perlas a Sergio Canales. “Está como una moto”, concluye Jesé, para el que el cántabro es un ejemplo por su dedicación y trabajo. Ahora, a Jesé le toca saber escuchar como él.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información