Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una herramienta del fútbol contra los piratas de la cultura

El Ministerio de Cultura tramitó en 2018 cuatro veces más procedimientos por infracciones contra la propiedad intelectual gracias a la tecnología antipiratería cedida por LaLiga

Una herramienta del fútbol contra los piratas de la cultura

El Ministerio de Cultura tramitó el pasado año 152 procedimientos contra la piratería en Internet, cuatro veces más que el ejercicio anterior, según el balance de la Comisión de Propiedad Intelectual del ministerio. El informe destaca, además, otro progreso sustancial en la lucha contra la difusión ilegal de contenido cultural. El tiempo que transcurre entre la identificación de los titulares de las webs fraudulentas y la tramitación de la instrucción contra ellos se redujo un 70%. Durante 2018 los juzgados han bloqueado 25 páginas y un total de 54 dominios que exhibían material audiovisual ilícito. Según el informe de la Sección Segunda de la Comisión de Propiedad Intelectual, buena parte de estos resultados han llegado  “gracias a las posibilidades que ofrece el nuevo software cedido por LaLiga”. El programa, bautizado como Lumière, es una versión adaptada del Marauder que LaLiga utiliza para cazar a los piratas de las señales televisivas del fútbol. El Ministerio de Cultura lo recibió en junio de 2017.

Diez meses después, en abril del año pasado, la Coalición de Creadores e Industrias de Contenido reconocía un descenso del 6% en el acceso ilegal a contenidos en su informe anual, Observatorio Antipiratería. Una buena noticia que no oculta que la piratería sigue teniendo una grave incidencia en la mayoría de las industrias culturales. El fútbol, de hecho, es el único que sale comparativamente bien parado al respecto en este informe. LaLiga considera que solo el 16% de internautas ve los partidos por vías irregulares. Su éxito lo explica la creación de un departamento dedicado en exclusiva a la lucha contra la piratería compuesto por 17 personas y comandado por Emilio Fernández, uno de los responsables de la creación de Marauder, una herramienta informática dotada de inteligencia artificial capaz de rastrear sin descanso contenidos difundidos por Internet sin permiso de los propietarios de sus derechos intelectuales.

Marauder aprende constantemente a partir de los términos de búsqueda que los propios usuarios teclean tratando de encontrar el partido pirata en cuestión. Esa es la matriz de Lumière, la versión del programa informático adaptada para el Ministerio de Cultura. Lumière es una plataforma segura que de forma anónima investiga en la Red un sinfín de sitios web que alojan y facilitan acceso a contenido del que no poseen autoría y que es capaz de obtener y almacenar evidencias de dichas vulneraciones, llegar hasta las infraestructuras tecnológicas que están dando soporte a esos dominios, identificar al infractor y, automáticamente, elaborar un informe técnico de todo ese proceso, documento que será luego empleado en el procedimiento legal para el cierre de la página o el borrado del contenido.

Dice Fernández que desde LaLiga han impartido unos cursos que han permitido la capacitación de 12 profesionales del Ministerio de Cultura en el uso de Lumière. Desde el primer paso, la localización de películas, series, música o libros exhibidos ilícitamente, hasta que se presenta en los juzgados un informe completo de la actividad ilícita para solicitar su cese transcurren de media 120 días. Sin Lumière, la demora era más del doble, podía tardarse más de ocho meses. Tanto es así que a lo largo de todo 2017 se tramitaron solo 23 procedimientos para la retirada de 5.500 contenidos ilegales. En 2018, solo el cierre de las páginas de cine y series www.cuevana2.com y www.cuevana2.tv y las de libros ww.descargarlibrosgratis.biz y www.pdfyepub.com —cuatro de las 25 páginas y 54 dominios clausurados— han supuesto la desaparición de más de 13.000 contenidos fraudulentos de la Red.

Emilio Fernández, responsable Antipiratería de LaLiga, posa junto a su equipo.
Emilio Fernández, responsable Antipiratería de LaLiga, posa junto a su equipo.

LaLiga y el ministerio sellaron su colaboración para salvaguardar los derechos de propiedad intelectual en el entorno digital el 13 de junio de 2017 y, desde entonces, el avance es manifiesto. Se entrevén motivos para el optimismo pero, tal como desea señalar Carlota Navarrete, directora general de la Coalición de Creadores, entidad que colabora con Cultura en la lucha antipiratería, “el descenso es pequeño en comparación con países de nuestro entorno: en Italia se han cerrado unas 400  webs y en Portugal más de 800”. La coalición realiza una labor intensa de concienciación sobre la lacra que supone la piratería. Para Navarrete el siguiente paso sería dotar de mayor presupuesto a la Sección Segunda de la Comisión de Propiedad Intelectual para que cuente con la tecnología y los recursos humanos apropiados para la tarea.

El Congreso de los Diputados debate en dos semanas una modificación de la Ley de Propiedad Intelectual que puede llegar a acortar mucho más el tiempo que separa la detección del infractor del cierre de la página. La modificación daría poderes a la citada Sección Segunda del ministerio a requerir directamente al servidor que aloja el contenido pirata que lo bloquee. De esta manera se saltaría el paso de la intervención judicial, ya que actualmente ese requerimiento solo lo puede hacer un juez.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información