Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EEUU toma el mando, y Caruana acecha a Carlsen en la lista mundial

El estadounidense será el ‘número uno’ del mundo esta semana si puntúa alto en las tres últimas rondas

Primeros movimientos del encuentro EEUU-Azerbaiyán. A la izquierda, al fondo, Caruana, So, Nakamura y Shankland; a la derecha, Mamediárov, Radyábov, Naidisch y Mamédov. Ampliar foto
Primeros movimientos del encuentro EEUU-Azerbaiyán. A la izquierda, al fondo, Caruana, So, Nakamura y Shankland; a la derecha, Mamediárov, Radyábov, Naidisch y Mamédov.
Batumi (Georgia)

La probabilidad de que EEUU renueve el oro de Bakú 2016 (la Olimpiada de Ajedrez es bienal) es grande a falta de tres rondas en Batumi (Georgia) porque doblegó en la octava (2,5-1,5) a uno de sus más duros rivales, Azerbaiyán. Rusia, 11ª, a tres puntos, está casi descartada, aunque no matemáticamente. El primer tablero de EEUU, Fabiano Caruana, se sitúa en la lista mundial a solo 4,5 puntos del campeón del mundo, el noruego Magnus Carlsen, a quien retará en noviembre.

“El estilo de Caruana empieza a parecerse al de Carlsen”, es ya un comentario recurrente en la sala de prensa. Desde su adolescencia, el estadounidense siempre se ha sentido cómodo en las posiciones de riesgo y complicaciones. Ahora, quizá como una parte de su preparación frente a Carlsen, también muestra pericia en exprimir pequeñas ventajas con virtuosismo, aunque no todavía con la insistencia y minuciosidad del noruego.

En todo caso, su victoria sobre el azerbaiyano Shajriyar Mamediárov, 3º del mundo, fue muy convincente, y contrarrestó la derrota en el segundo tablero de Wesley So, invicto en las siete rondas anteriores, ante Teimur Radyábov, un jugador muy poco activo pero muy peligroso cuando está en forma. Tras el empate en el tercero entre Nakamura y Naiditsch, todo dependía del larguísimo duelo del tercero entre Shankland y Mamédov, que finalmente se decantó hacia el primero tras casi seis horas de lucha.

EEUU lidera en solitario, con un punto más que Polonia (que empató con Armenia) y dos más que siete equipos: Azerbaiyán, Armenia, Francia, China, Armenia, Alemania e Inglaterra. En buena lógica, esos nueves países son los candidatos a las tres medallas, aunque todavía no puede a descartarse a Rusia, un punto más abajo, muy capaz de ganar los tres últimos encuentros por goleada.

Fin de la partida decisiva entre Mamédov (izquierda) y Shankland. ampliar foto
Fin de la partida decisiva entre Mamédov (izquierda) y Shankland.

España estuvo cerca de dar la sorpresa de ganar o empatar con Alemania, pero finalmente perdió por la mínima. Antón no logró transformar su ventaja en victoria frente a Nisipeanu. Candelario y Vázquez también repartieron el punto con Meier y Svane, mientras López Martínez caía ante Fridman.

China comparte el primer puesto de la Olimpiada femenina con Ucrania (liderada por las hermanas Muzychuk) a pesar de la ausencia de Yifán, Hou, indiscutible número uno del mundo, quien ha decidido tomarse un periodo sabático en ajedrez para estudiar en carrera universitaria en el Reino Unido. España ganó (3-1) a Egipto, con victorias de Vega, Calzetta y Hernández, y derrota de Marta García, y ocupa la 18ª plaza, a tres puntos de los líderes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >