Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Barcelona defenderá su condición de invicto en casa del Levante sin Messi

El técnico del Barcelona da reposo al 10 y azuza a sus pupilos para cerrar la competición sin contar derrota alguna, algo solo conseguido en los años 30

levante - barcelona Ampliar foto
Valverde, durante la rueda de prensa de este sábado. EFE

Al Barça le aguarda este domingo un partido aparentemente muy exigente en su intento de acabar invicto la Liga. Visita el Citutat de Valencia, un estadio en el que ganó la Liga en 2005 y 2011, recuerdos que invitan al optimismo en el Camp Nou. Ocurre que el Levante ha ganado siete de los nueve partidos disputados, cuatro consecutivos en su estadio –la única derrota sucedió en cancha del Atlético- desde que el entrenador es Paco López.

“Siempre he pensado que el Levante tiene juego y equipo para estar más arriba”, argumentó Valverde. “Está haciendo unos números increíbles si tenemos en cuenta la posición en que llegaron a estar en la tabla; ahora tienen tranquilidad y confianza, están sueltos”. “Mantener la condición de invictos no era un objetivo al inicio, pero tras ganar el título se ha convertido es un aliciente clarísimo, sería algo histórico, increíble”, señaló el entrenador azulgrana, consciente de que el hito solo se ha conseguido dos veces en la historia (el Athletic y el Madrid), allá en la década de los años 30.

El entrenador azulgrana anunció en su comparecencia que hará más cambios en la alineación, entre ellos Ter Stegen recuperará la titularidad en la portería en detrimento de Cillessen, titular contra el Villarreal. Valverde también explicó que está pendiente de la evolución de los trámites del club para reducir la sanción de cuatro partidos que le cayó a Sergi Roberto después del clásico contra el Madrid. Messi, mientras, aspira a mantener su candidatura al Bota de Oro, aunque no será en este encuentro porque Valverde decidió darle descanso.

Los goles del 10 son consecuencia del laboro colectivo del equipo, a juicio de Valverde, al que se preguntó más por los planes del equipo y del club que por el partido contra el Levante. Un ejemplo: el Barça jugará el miércoles en Johanesburgo un amistoso con motivo de los actos conmemorativos del nacimiento de Nelson Mandela. “El club se quiere involucrar, tiene un nombre y una idea que debemos cuidar. Lo tramitaremos de la mejor manera: va a ser un entrenamiento extraños que afrontaremos con dos equipos”, argumentó Valverde.

“Sin Iniesta, habrá que buscar otros equilibrios"

“Yo, de todas maneras, quiero estar pendiente de la Liga y no pensar en adelante”, reiteró el entrenador del Barça. Advirtió, eso sí, que no vale la pena empeñarse en buscar a un sustituto de Iniesta: “Siempre hay la tendencia a buscar un jugador que haga lo mismo que hacía el que se va, y mentiríamos sin pensamos que no vamos a notar la ausencia de Andrés; habrá que buscar otros equilibrios. Tenemos de momento a Coutinho y Aleñá”.

Valverde sabe de todas maneras que “los veranos son de todo menos aburridos” cuando se le preguntó por las altas y bajas y por la posibilidad de ascender a más jugadores de la cantera: “Para eso es fundamental que la plantilla no sea muy larga”, contestó. “Acostumbro a cerrar mucho a mi equipo, quiero que vean que se confía en ellos; si subimos a un jugador no es para volverlo a bajar porque después no saben dónde están. Pero uno o dos jugadores pueden entrar en esta dinámica”.

Uno de los elegidos es Aleñá; el segundo podía ser Oriol Busquets, pero sufrió una lesión que puede condicionar su ascenso al primer equipo del Barça”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información