Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Olympiacos agudiza la crisis del Real Madrid

Los de Laso pierden en la prórroga su sexto partido en las últimas siete jornadas (92-83)

Papanikolaou defiende a Doncic
Papanikolaou defiende a Doncic EFE
Euroliga Fase Regular

Finalizado

Lastrado por la escasez de argumentos, la acumulación de faltas, los pobres porcentajes de tiro y un arbitraje editorializante, el Madrid firmó ante Olympiacos su sexta derrota en las últimas siete jornadas de la Euroliga (92-83).

Forzaron la prórroga los de Laso tras un corajudo parcial de 12-25 en los últimos nueve minutos del partido (72-72). Pero en el tiempo extra, con Thompkins y Tavares eliminados, con Taylor y Maciulis como interiores, y tras una técnica al banquillo visitante, los madridistas sucumbieron ante Printezis (21 puntos y siete rebotes) y compañía. La sobresaliente actuación de Doncic (33 puntos, seis rebotes, cuatro asistencias y 36 de valoración) y Carroll (24 puntos y 23 de valoración) fue insuficiente para enderezar la crisis de un equipo con coartada que solo ha ganado al colista Unicaja en el último mes de competición.

No pudo empezar peor el partido para el Madrid, con 4 de 19 en tiros de campo (con 0 de 5 en triples), dos faltas tempraneras de Tavares y una preocupante sensación de descontrol (18-6, m. 9). Solo el desenfoque del cuadro griego desde el perímetro evitó un descosido mayor en la puesta en escena. Cuatro puntos consecutivos de Carroll y un enclenque propósito de enmienda, basado en la aplicación defensiva, enderezaron ligeramente el rumbo madridista. Pero, antes del minuto 14, Felipe y Thompkins cometieron también su segunda falta y comenzaron los quintetos asimétricos en la pizarra de Laso.

Con relativa sencillez, las penetraciones de Olympiacos desmontaban un dique desajustado, con Maciulis ejerciendo de cuatro y Papanikolaou y Printezis forrándose a rebotes (27-15, m. 16). Sin embargo, espoleado por el duelo ante su ídolo Spanoulis, creció progresivamente la influencia de Doncic. Un vibrante dos más uno del esloveno ante Milutinov, una asistencia para el triple de Carroll sobre la bocina del descanso, y otro triple del propio Doncic tras el entreacto reengancharon al Madrid después de 20 minutos a remolque (34-33, m. 21).

En busca de la remontada, el segundo periodo comenzó con un intercambio de golpes liderado por Milutinov y Tavares. Los gigantes de ambos equipos elevaron el listón de un duelo al que comenzaron a sumarse piezas. Pero, cuando mejor estaba el Madrid, reapareció el problema de las faltas. Llegó la cuarta de Tavares y los de Laso comenzaron a palidecer en el combate físico. La diferencia volvió a crecer hasta los 12 de ventaja para Olympiacos (52-40, m. 28).

Para entonces, Milutinov, Papanikolaou, McLean y Printezis producían a buen ritmo y el Madrid seguía atascado en ataque con pobres porcentajes de tiro y sufriendo en defensa para no descolgarse en la pelea reboteadora. Solo Carroll y Doncic lograban contener la embestida griega. Una técnica a Rudy, tras un aspaviento al árbitro como protesta a una falta sobre Strelnieks, terminó de complicar la misión para los visitantes (60-47, m. 31).

El plan de emergencias, con una defensa en zona presionante, sirvió para atosigar a Olympiacos con un contundente parcial de 4-14 entre el minuto 33 y el 38 (68-67, tras un triple de Rudy). Carroll empató el duelo con su cuarto triple de la noche y, a falta de cuatro segundos, Printezis falló dos tiros libres abriendo la puerta de la prórroga. No bastó. El Madrid firmó su sexta derrota en siete jornadas. A los de Laso les toca remar cuesta arriba y con bajas.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información