Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Villarreal gana al Eibar con tres goles de Bakambu

El 'hat-trick' del congoleño, la actuación de Fornals y el juego coral amarillo resultan incontestables para el equipo de Mendilibar

Bakambu celebra su segundo go.
Bakambu celebra su segundo go. EFE

No es el Villarreal de la brillante etapa de Manuel Pellegrini en el banquillo de El Madrigal. Pero es a lo que aspira Javi Calleja que se parezca el equipo castellonense, deseo que comparte el propietario Fernando Roig. El nuevo técnico amarillo no dispone de jugadores como Riquelme, Pirès, Cazorla o Senna. Pero, a falta de Bruno, Rodrigo, Trigueros, Castillejo y Pablo Fornals saben jugar muy bien al fútbol. El Estadio de la Cerámica descubrió a una versión estelar de Pablo Fornals gracias al intervencionismo de Calleja, situando al exjugador del Málaga en la mediapunta. Fornals repartió caramelos y el Villarreal venció con holgura a un Eibar que no acaba de encontrarse en el inicio de curso. Bakambu puso la rúbrica al esfuerzo y trabajo coral del equipo castellonense anotando los tres goles del Villarreal. El primer hat-trick del congoleño en el Villarreal que es otro con Calleja en la dirección.

Villarreal

4-4-2 (Rombo)

Javier Calleja

25

Barbosa

3

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Álvaro

11

Jaume Costa

2

Mario

6

Víctor Ruiz

10

Cambio Sale Ramiro Guerra

Samu Castillejo

16

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Rodrigo

14

Cambio Sale Soriano

Trigueros

8

Fornals

18

Cambio Sale Bacca

Sansone

17

3 goles Gol Gol Gol

Bakambu

25

Dmitrovic

23

David Juncà

7

Capa

18

Arbilla

22

Lombán

5

Cambio Sale Cristian Rivera

Escalante

14

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Dani García

11

Cambio Sale Joan Jordán

Rubén Peña

8

Inui

9

Sergi Enrich

17

Cambio Sale Charles

Kike García

Eibar

4-4-2 (D.P.)

José Luis Mendilibar

El segundo gol del Villarreal definió al nuevo Villarreal de Javi Calleja. Siete pases partiendo desde la defensa, para terminar en la red del Eibar. En medio, un pase de espaldas de Fornals para Sansone que asistió a Bakambu. Para Calleja, el Villarreal tiene que ser protagonista en todos los partidos a partir de la posesión. Y esta debe de tener un sentido: buscar la profundidad.

Para cumplir la primera máxima, el nuevo entrenador amarillo propone la superioridad en el centro del campo juntando sus piezas en un reducido espacio del centro del campo con jugadores de buen pie. La posición de Pablo Fornals y Samu Castillejo es más centrada para asociarse con Trigueros, intercambiando roles, con el exjugador del Málaga ejerciendo en ocasiones de mediapunta, su hábitat natural. Mientras, Rodrigo se mantiene fijo en el eje. Para que el juego sea a su vez vertical se requiere que los laterales se conviertan en extremos en ataque. A ello se dedicaron Mario y, sobretodo, Jaume Costa, el valenciano. Cuando el esférico lo tiene el equipo contrario el esfuerzo colectivo se debe centrar en recuperarlo rápidamente para no verse desprotegido en defensa.

De inicio, le costó cumplir el propósito al Villarreal ante la presión adelantada del Eibar y su repliegue intensivo. Tenía el esférico el Villarreal y no encontraba ninguna fisura en la zaga eibarresa, atenta a la hora de interceptar el último pase amarillo. Hasta que en el minuto 24 Manu Trigueros filtró un pase al espacio al que atendió Bakambu, cuya potencia en carrera resulta difícil de equiparar para cualquier defensa, también para la del Eibar. El delantero congoleño encontró la portería armera tras vencer la salida de Dmitrovic elevando el esférico.

El gol validaba el plan de Calleja, que tuvo continuidad. Bakambu en dos ocasiones se enredó frente a Dmitrovic, que posteriormente salvó el segundo del Villarreal tras un duro disparo desde fuera del área que fue a parar al larguero tras tocar con la punta de los dedos el portero serbio. Dimitrovic mantuvo al Eibar en vida hasta el descanso.

No pudo evitar el exportero del Alcorcón un nuevo gol de Bakambu tras una excepcional jugada colectiva del Villarreal que culminó de nuevo el congoleño, asistido por Sansone. El delantero italiano se ha recuperado tras no contar para Fran Escribá en el inicio de curso. El Eibar se vio sin respuesta ante el buen hacer amarillo, salvo un disparo de Inui que salió rodando el palo izquierdo de la portería de Mariano Barbosa y un tiro final de Jordán al larguero. Anteriormente Bakambu, de penalti, anotaba el tercer gol, completando su gran tarde y la del conjunto castellonense. Con fútbol, a partir del balón, el Villarreal es otro. Está de vuelta con Calleja.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.