Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El sexto Madrid de Laso es el de siempre

Los blancos se imponen a Unicaja (101-90) en el inicio de la Liga Endesa certificando la vigencia y el hambre de su libro de estilo

Rudy y Randolph intentan frenar a Nedovic
Rudy y Randolph intentan frenar a Nedovic EFE

Todas las estadísticas del partido Real Madrid-Unicaja

El Real Madrid comenzó la Liga Endesa certificando la vigencia de su vibrante libro de estilo ante un digno Unicaja que acumuló méritos hasta que gripó en el último repecho mientras su rival se ponía a cien en el esprint rumbo a la meta (101-90). Con Felipe, Llull y Ayón defendiendo las constantes de siempre y con el lustroso estreno de Hunter completando un repertorio inabarcable, los blancos firmaron una prometedora presentación del sexto proyecto de Laso. 

Desde que Lolo Sáinz dejó de ser entrenador del Real Madrid en la temporada 1988-1989 con un currículo de 8 Ligas, 5 Copas y 2 Copas de Europa en sus 14 años consecutivos en el banquillo, el conjunto blanco acumuló 17 cambios de técnico en los 22 cursos posteriores. Ninguno superó los tres años al mando de la pizarra hasta que, en el verano de 2011, de manera inopinada, arrancó una de las secuencias más gloriosas del club, con 12 títulos en las cinco últimas campañas y un juego lúdico-competitivo que remite a los referentes más gloriosos de la enciclopedia blanca encabezados por Ferrándiz y el propio Lolo. Pablo Laso prolonga esta campaña su histórica longevidad contractual con una plantilla reforzada de músculo, con las llegadas de Randolph, Hunter y Draper; y matizada de magia, tras la marcha de Sergio Rodríguez a la NBA. Varios cambios para mantener la senda. La afición madridista constató en el comienzo de curso que se mantiene la ideología de su equipo y que la fórmula no presenta el más mínimo síntoma de agotamiento. Al descanso, los blancos ya habían anotado 57 puntos, 11 de los 12 jugadores sumaban puntos a un ritmo desaforado y su rival era incapaz de contener la inabarcable embestida.

La 1ª jornada de la Liga Endesa

Movistar Estudiantes - Real Betis Energía Plus
Sábado (19.00)

Rio Natura Monbus Obradoiro - Baskonia
Sábado (20.00)

ICL Manresa - FC Barcelona Lassa
Domingo (12.30)

Tecnyconta Zaragoza - Valencia Basket Club
Domingo (12.30)

Montakit Fuenlabrada - Dominion Bilbao Basket
Domingo (12.30)

UCAM Murcia CB - Divina Seguros Joventut
(12.30)

Herbalife Gran Canaria - Iberostar Tenerife
(18.30)

Todos en Movistar+

Consecutivamente, Nedovic, Lafayette, Musli y Waczynski hicieron camino de inicio mientras el Madrid buscaba el paso. Los de Plaza arrancaron con un 2-10 de salida, ganaban 4-12 a los tres minutos y alcanzaron el 6-16 uno más tarde. Pero la aplicada puesta en escena de los verdes quedó rebajada en un santiamén por la invariable constancia competitiva de Llull, la hiperactividad de Rudy y el impulso de Hunter. Comenzó el baile y la segunda unidad de Unicaja sufrió para sostener la producción anotadora del quinteto titular. La episódica aparición del estadounidense Brooks y el abnegado trabajo de Suárez sirvieron para seguir la estela del campeón a una distancia abarcable hasta el primer demarraje madridista (52-42, m. 18).

Ráfaga de triples

No fue el día de Randolph, destemplado como en la Supercopa; y tampoco despuntó del todo Doncic, pero apareció un contundente Ayón para marcar territorio en la pintura. 10 puntos del pívot mexicano en el segundo cuarto sirvieron al Madrid para alcanzar la velocidad de crucero, pero al tiempo desataron el exceso de confianza en los locales. Se acomodaron los de Laso a buscar a su productiva referencia y perdieron la perspectiva (14-23, en el tercer cuarto).
Mientras Dani Díez se lucía ante sus excompañeros con un 3 de 4 desde el 6,75, Rudy se marchaba al banquillo renqueante tras un mal apoyo con el tobillo derecho, circunstancia que aprovechó el conjunto de Plaza para desatar su optimismo (71-76, m. 31). Sin embargo, en una de esas ráfagas con las que los blancos han dado lustre a su leyenda el timón volvió a sus manos. Tres triples consecutivos, de Doncic, Carroll y Taylor, desatascaron el aro de Unicaja; Hunter apretó las tuercas del engranaje, Felipe recogió el martillo de Ayón, Llull cogió la moto y un parcial de 23-6 en apenas seis minutos sentenció la contienda (94-82, m. 37). El sexto Madrid de Laso es el de siempre. 

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información