Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El portero de Rusia, herido por una bengala

Akinfeev es hospitalizado tras recibir el impacto del objeto en los primeros minutos del Montenegro-Rusia

Akinfeev, en camilla tras recibir el impacto de una bengala. Ampliar foto
Akinfeev, en camilla tras recibir el impacto de una bengala. AP

El partido entre Montenegro y Rusia fue suspendido después de que la afición local agrediera en dos ocasiones a dos jugadores rusos. En la primera de ellas, el guardameta Akinfeev recibió el impacto de una bengala en la cabeza cuando el balón se disputaba en el centro del campo, nada más empezar el partido. Akinfeev cayó al suelo y fue atendido por los servicios médicos de la selección. Tras el incidente, el árbitro alemán que dirigía el encuentro, Deniz Aytekin, mandó enseguida a los dos equipos al vestuario después de que sacaran del terreno de juego Akinfeev, que se mantuvo consciente, aunque finalmente fue hospitalizado, según informó la cadena SportKlub.

El encuentro estuvo 35 minutos parados. Tras reanudarse, una nueva agresión de la hinchada local volvió a parar el encuentro, pero esta vez de manera definitiva. En el minuto 68 Kombarova recibió el impacto de un objeto después de que Shirokov fallase un penalti. Los dos equipos se enzarzaron en una tangana y el árbitro se vio obligado a cancelar el encuentro, que hasta el momento se había disputado sin goles. El seleccionador montenegrino, Branko Brnovic, pidió perdón al equipo ruso por todo lo ocurrido.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.