Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Barça, de mal en peor

El Alba Berlín fulmina a un equipo desnortado / Derrotas del Baskonia ante el Efes (67-72) y del Unicaja ante el Olympiacos (61-69)

Banic y Renfroe se felicitan junto a Lampe. Ampliar foto
Banic y Renfroe se felicitan junto a Lampe. EFE

El Barcelona ganó el clásico pero no jugó bien, perdió acto seguido con estrépito en la cancha del Obradoiro y en Berlín se desplomó en su estreno en el Top 16 de la Euroliga. Fue claramente inferior y, durante una larga fase del segundo periodo, fue la viva imagen de la impotencia. Su juego fue tan errático que por momentos se quedó en la nada. Se pasó siete minutos sin anotar y sumó solo ocho puntos en el tercer cuarto, seis de Marcelinho y dos tiros libres de Thomas. Recibió un correctivo en esos diez minutos fatídicos: 22-8. Un despropósito para un equipo como el blaugrana, por más bajas que se le acumulen. No tuvo ya manera de recomponer la situación y entró en el último acto con 13 puntos de desventaja (61-48). El Alba Berlín controló con suficiencia, muy crecido, superior, tan cómodo ante la defensa individual como ante la zona a la que recurrió Xavi Pascual.

Marcelinho se quedó prácticamente solo en el O2 Arena de Berlín. La defensa del Barcelona fue un coladero. El Alba Berlín le jugó con cuatro jugadores muy abiertos y constantes penetraciones. Redding, McLean, Hammonds y Renfroe fueron los que más daño le hicieron al Barcelona, además del pívot croata, Leon Radosevic, que fue quien dio variedad al juego rápido y agresivo del equipo alemán. Satoransky, Pleiss, incluso Doellman al principio, apenas aportaron nada en ataque, perdidos en las ineficaces circulaciones de balón de su equipo, muy arredrado por la agresividad de la defensa del Alba.

El inicio del partido se quedó en un espejismo. El 0-10 de entrada y los 14 puntos de ventaja con los que llegó a contar el Barcelona se esfumaron. Fue un despilfarro de un equipo irreconocible, que capturó ocho rebotes menos y cometió diez faltas menos, lo que solo le valió para sacar tres puntos más que el Alba desde la línea de tiros libres. El ritmo de juego lo manejaron a placer los exteriores del Alba, su batería de bases y aleros estadounidenses. No empezó bien el Barcelona el exigente Top 16 y enlazó su segunda derrota seguida antes de afrontar los compromisos ante el Bilbao, el Panathinaikos y el Unicaja.

ALBA BERLÍN, 80; BARCELONA, 70

Alba Berlín: Renfroe (11), Redding (16), Hammonds (11), Giffey (0), Radosevic (16) –equipo inicial-; King (2), Vargas (0), Banic (4), Stojanovski (4) y McLean (16).

Barcelona: Marcelinho (23), Jackson (6), Thomas (7), Doellman (10), Tomic (8) –equipo inicial-; Hezonja (5), Satoransky (0), Pleiss (0), Lampe (11) y Nachbar (0).

Parciales: 16-23, 23-17, 22-8 y 19-22.

Árbitros: Taurino (Italia), Anastopoulos (Grecia) y Bissang (Francia).

O2 World Arena de Berlín. 9.378 espectadores. Primera jornada del Top 16 de la Euroliga.

 

LABORAL KUTXA, 67; ANADOLU EFES, 72

Laboral Kutxa: Causeur (9), James (12), San Emeterio (6), Shengelia (7), Iverson (0) –equipo inicial-; Adams (8), Tillie (0), Begic (16), Hansbrough (0) y Bertans (9).

Anadolu Efes: Heurtel (0), Janning (8), Perperoglou (15), Saric (9), Krstic (5) –equipo inicial-; Balbay (2), Osman (9), Draper (6), Lasme (13), Korkmaz (3) y Bjelica (2).

Parciales: 24-16, 17-19, 17-20 y 9-17.

Árbitros: Rocha (Portugal), Lottermoser (Alemania) y Chiari (Italia).

Fernando Buesa. 10.052 espectadores.

UNICAJA, 61; OLYMPIACOS, 69

Unicaja: Granger (15), Toolson (5), Kuzminskas (12), Green (0), Vázquez (11) –equipo inicial-; Vasileiadis (3), Will Thomas (11), Suárez (3), Stefansson (0) y Golubovic (1).

Olympiacos: Spanoulis (11), Mantzaris (0), Darden (0), Petway (7), Dunston (1) –equipo inicial-; Hunter (18), Sloukas (5), Printezis (8), Kavvadas (0), Lafayette (9) y Lojeski (10).

Parciales: 12-14, 17-18, 16-16 y 21-16.

Árbitros: Lamonica (Italia), Nuran (Turquía) y Zashchuk (Ucrania).

Martín Carpena. 8.496 espectadores.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.