Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CICLISMO | DOPAJE

Los siete Tours ‘manchados’

La UCI decide el viernes si quedan desiertos los ganadores o si se corre el escalafón

Así fueron los triunfos del estadounidense y así quedarían los podios si pierde esos trofeos

Beloki, Olano, Ullrich, Zülle, Kloden y Basso, entre los posibles beneficiados

Armstrong, vestido con el maillot de líder del Tour de 2005. Ampliar foto
Armstrong, vestido con el maillot de líder del Tour de 2005. AFP

Al renunciar a defenderse de la acusación de que utilizó productos dopantes, el estadounidense Lance Armstrong puso en peligro todos los títulos que ganó desde agosto de 1998. El próximo viernes, la Unión Ciclista Internacional decidirá si quedan desiertos los ganadores, como quiere el Tour, o si se corre el escalafón y se lo dan al segundo. "Deseamos que esos años se queden sin vencedor", señaló Christian Prudhomme, director del Tour, al conocer la noticia. Si la UCI finalmente se decanta por la segunda opción, Alex Zulle se convertiría en el ganador del Tour de Francia de 1999; Jan Ullrich se impondría en los de 2000, 2001 y 2003; Joseba Beloki, en el de 2002 ("Mi admiración hacia Lance", defendió en su día); Andreas Kloden en el de 2004; e Ivan Basso en el de 2005. Así fueron esos años de triunfos y los podios que se verían afectados si el estadounidense perdiera sus trofeos.

1999: Regreso fulgurante y primer Tour.

Apeado del asfalto durante dos años como consecuencia de un cáncer testicular, con su carrera deportiva pendiendo de un hilo, Lance Armstrong regresó al pelotón en 1998. Y lo hizo como un torbellino. Solo un año después, en 1999, se redimió en las carreteras del Tour de Francia. La ausencia de favoritos como el alemán Ullrich y el italiano Pantani y el extraordinario rendimiento del texano contra el reloj y en las etapas de montaña le otorgaron su primer triunfo en los Campos Elíseos. Armstrong se adjudicó con el maillot del US Postal el prólogo inicial, las dos cronos individuales y una etapa alpina. El suizo Zülle, segundo, fue penalizado por una caída en la segunda jornada que le hizo perder más de seis minutos. Concluyó a 7m37s del estadounidense.

Armstrong asciende Alpe d' Huez en la edición de 2001. ampliar foto
Armstrong asciende Alpe d' Huez en la edición de 2001. AP

Podio final: . Lance Armstrong (US Postal) 2º. Alex Zülle (Banesto) 3º. Fernando Escartín (Kelme) / 4º Laurent Dufaux (Saeco)

2000: La confirmación.

En 2000, Armstrong certificó su reinado en el Tour con una nueva exhibición. Una edición que representó el inicio de su pulso con el alemán Jan Ullrich, segundo a 6m02s en la general final, y que dejó una estampa soberbia. La de Armstrong y Pantani –ganador del Tour 2008–, en una espectacular ascensión por las laderas del Mont Ventoux. El italiano ganó el mano a mano en la cumbre alpina, pero el norteamericano se mostró implacable en el cómputo general de la ronda gala y elevó su segundo cetro en París. Ese mismo año alzó también la medalla de bronce en la contrarreloj de los Juegos Olímpicos de Sidney 2000. El vasco Abraham Olano, cuarto, se quedó a un peldaño del podio.

Podio final: 1º. Lance Armstrong (US Postal) 2º. Jan Ullrich (Telekom) 3º. Joseba Beloki (Festina) / 4º Christophe Moreau (Festina)

2001: Ullrich vuelve a claudicar.

Rodeado por un excelente grupo de gregarios, Armstrong y Ullrich volvieron a citarse en la edición de 2001. Y, otra vez, el texano plasmó su superioridad. Registró su nombre en el célebre historial de Alpe D’Huez, se exhibió en las faldas pirenaicas (victoria en Saint Lary Solan) y arrasó en las dos contrarrelojes individuales. El alemán, con un estilo radicalmente distinto sobre la bicicleta, no pudo más que resignarse. La brecha final entre ambos se fue hasta los 6m44s. El español Joseba Beloki, implicado posteriormente en la Operación Puerto, al igual que Ullrich, completó el podio final.

Podio final: 1º. Lance Armstrong . Jan Ullrich (Telekom) . Joseba Beloki (Once) / 4º Andrei Kivilev (Cofidis)

Armstrong, durante una crono en Besançon del Tour 2004. ampliar foto
Armstrong, durante una crono en Besançon del Tour 2004. Reuters

2002: Armstrong deja atrás a Lemond.

Con su cuarto triunfo consecutivo en la cita de 2002, Armstrong superó al otro gran ciclista estadounidense, Greg LeMond, tres veces campeón de la ronda francesa. La victoria del texano, una vez más, fue incontestable. Nadie consiguió intimidar al norteamericano, que venció en las cumbres de La Mongie y Plateau de Beille y pulverizó el cronómetro en la penúltima jornada. Beloki apenas pudo plantar batalla. El vasco, segundo, ocupó el segundo cajón después de ceder 7m17s.

Podio final: . Lance Armstrong 2º. Joseba Beloki (Once) . Raimondas Rumsas (Lampre) / 4º Santiago Botero (Kelme)

2003: Entre los más grandes.

Con la posibilidad de alcanzar el histórico registro de corredores Bernard Hinault, Eddy Merckx y Miguel Indurain, todos ellos pentacampeones del Tour, el ciclista norteamericano se topó en la edición de 2003 con el mejor Ullrich. El alemán, de nuevo integrado en el pelotón, batalló como nunca en la montaña, siempre sentado sobre el sillín, sin pestañear, y voló contra el reloj. En concreto, infligió a Armstrong su herida más severa en la crono de Cap de Couverte, en la que le sacó minuto y medio. El texano, descompuesto aquel día en la línea de meta, le batió después en Luz Ardiden y rubricó su triunfo final más apurado con una renta de 1.01.

Podio final: 1º. Lance Armstrong 2º. Jan Ullrich (Bianchi) 3º. Alexandre Vinokúrov (Telekom) / 4º Tyler Hamilton (CSC)

Armstrong y Ullrich cruzan la línea de meta en Luz Ardiden. ampliar foto
Armstrong y Ullrich cruzan la línea de meta en Luz Ardiden. AP

2004: Más voraz que nunca.

Encasquillado Ullrich, en 2004 Armstrong se coronó como el ciclista con más triunfos finales en la ronda francesa. Firmó cinco victorias de etapa e igualó el registro de Gino Bartali, que en 1949 se impuso en tres jornadas de montaña consecutivas. Armstrong, más voraz que nunca, ofreció un recital en Alpe D’Huez, donde protagonizó una escalada antológica y sonrojó al italiano Basso. Su renta en París fue de 6m19s con respecto a Kloden y 6m40s sobre Basso. Ullrich, cuarto, cedió en esta ocasión 8m50s.

Podio final: 1º. Lance Armstrong 2º. Andreas Kloden (Telekom) 3º. Ivan Basso (CSC) / 4º. Jan Ullrich (Telekom)

2005: El último laurel.

Ya en las filas del Discovery Channel, y bajo el anuncio previo de que el próximo curso colgaría la bicicleta, Armstrong volvió a apabullar a sus rivales. El estadounidense tuvo que hacer frente a las embestidas de Basso, Ullrich, Kloden y Vinokúrov, pero no dio opción. Solo rubricó un triunfo de etapa, en la crono de Saint-Étienne. Suficiente para encaramarse al olimpo del ciclismo por séptima vez.

Podio final: . Lance Armstrong 2º. Ivan Basso (CSC) 3º. Francisco Mancebo (Illes Balears) / 4º. Alexander Vinokúrov (Telekom)

‘Herederos’ en triunfos y dudas

Beloki, junto a Armstrong, en el Tour 2002.
Beloki, junto a Armstrong, en el Tour 2002. Reuters

La decisión de la UCI de desposeer a Lance Armstrong de sus siete triunfos en el Tour de Francia ha sacudido el mundo del ciclismo, azotado durante la última década por la multiplicación de los casos de dopaje. Una tela de araña que también alcanza a los herederos de los triunfos del excorredor tejano.

El palmarés de le Grand Boucle daría un vuelco significativo. En concreto, el español Joseba Beloki, además de Jan Ullrich, Alex Zülle, Andreas Kloden e Ivan Basso serían los grandes beneficiados. Pero, sobre casi todos ellos, además de otros ciclistas que se colarían en el podio, se cierne la alargada sombra del dopaje. Beloki, que se convertiría en el ganador del Tour de 2002 y lograría dos segundos en las ediciones de 2000 y 2001, estuvo implicado en la Operación Puerto. El vasco, no obstante, fue absuelto judicialmente. También estuvieron envueltos por la trama Ullrich, sancionado cinco años después de haber anunciado su retirada; Basso, castigado con dos años tras admitir su relación con el doctor Eufemiano Fuentes, muñidor de aquella trama dopante; Mancebo, al que se le prohibió participar en el Tour 2006; Vinokúrov, vetado por la UCI durante dos años; y Botero, anteriormente sancionado durante seis meses, en 1999, por testosterona.

En otro marco, Zülle –que ganaría el Tour de 1999– y Dufaux –que accedería al podio de dicha edición– admitieron haber consumido EPO durante sus carreras. Como el lituano Rumsas, que además fue condenado por la justicia francesa, junto a su mujer, por tráfico de sustancias prohibidas. Moureau, cuarto en 2000, dio positivo por esteroides anabólicos. Kloden, que desbancaría a Armstrong como ganador de la edición de 2004, fue acusado de haberse practicado autotransfusiones sanguíneas. Sin embargo, tan solo tuvo que pagar una multa de 25.000 euros y fue liberado de toda culpa, sin recibir sanción deportiva.

Además, si el castigo a Armstrong fuera secundado también por el Comité Olímpico Internacional, el estadounidense perdería el bronce ganado en la contrarreloj de los Juegos de Sidney 2000, que recaería en el español Abraham Olano. "El perjuicio ya está hecho. Tenemos unos controles de seguimiento y si Armstrong no ha dado positivo durante ese tiempo, pues no hay nada que hablar. No entiendo a que viene esto a diez años de dejar correr", declaró el excorredor guipuzcoano.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.