De los pagos irregulares a un nuevo proyecto

Pellegrini pide mejorar el modelo deportivo tras una gestión del jeque muy peculiar

Joaquín, celebra la clasificación del equipo andaluz para la Liga de Campeones.
Joaquín, celebra la clasificación del equipo andaluz para la Liga de Campeones.Jorge Zapata (EFE)

Una hora después de que el Málaga derrotara al Sporting con un gol de Rondón y lograra la cuarta plaza, las gradas de La Rosaleda seguían siendo una fiesta. La afición malaguista, enloquecida con la clasificación histórica para la previa de la Liga de Campeones cuando solo hace dos años un gol de Duda ante el Madrid libraba al Málaga del ascenso, solicitó la presencia del jeque Abdullah Al-Thani, quien bajó desde el palco a la hierba para compartir con sus jugadores la vuelta olímpica. La pasión desatada por el jeque en la ciudad andaluza es gigantesca y sus 100 millones de inversión en fichajes en los dos años que lleva al frente del club han fructificado en esta clasificación. La ilusión es enorme en Málaga, y no solo ya por lo conseguido, sino porque la chequera del jeque parece no tener límites ahora que el Málaga está en la Champions. Mientras los jugadores, con una camiseta en la que se leía “Gracias afición, ya estamos en Europa”, eran aclamados, al jeque se le pedía el fichaje de dos grandes jugadores para el nuevo proyecto: Higuaín y Borja Valero.

Más información
Fiesta de ‘Champions’ en Málaga
El jeque quiere cambiar la historia
Las deudas comprometen al Málaga

“No vamos a mantear al jeque porque le podemos hacer daño”, manifestaba Joaquín, quien cuajó un partidazo ante el Sporting y ha sido uno de los fichajes estrella del año. Antes había sido manteado Van Nistelrooy, quien fichó por un año y anunció ayer su retirada del fútbol profesional.

Joaquín, que ha jugado la Liga de Campeones con el Betis y el Valencia, lo hará con el Málaga. “No ha sido fácil cuando todo cambia en un equipo. Este éxito hay que atribuirlo a un vestuario muy bueno, que siempre ha estado unido y que ha sabido responder a la exigencia que se nos planteó desde el primer día por la gran inversión que hizo el dueño del club”, añadía Joaquín, quien celebró el éxito con un capote. En espera de jugar la previa de la Liga de Campeones el próximo mes de agosto, la plantilla del Málaga recibirá una prima de cuatro millones por la clasificación. Automáticamente recibirán un millón más si logran pasar a la fase de grupos.

La licencia UEFA estuvo en peligro durante la temporada por las deudas contraídas en algunos de los traspasos

Los jugadores han sufrido a lo largo de todo el año algunas estrecheces económicas e incluso la licencia UEFA estuvo en peligro por las deudas contraídas por el Málaga en algunos de sus traspasos, ya saldadas. El jeque gestiona de forma peculiar el club y el Málaga es una más de sus muchas empresas, por lo que el envío de dinero para fichas y traspasos se ha desarrollado de forma irregular. Ahora, con el equipo en Liga de Campeones, los gestores del club piensan que el jeque será más regular en los pagos, aunque nada podía evitar en Málaga la gran alegría por poder codearse con la élite europea. “Esto ha sido un espectáculo. Es una noche muy feliz para toda la afición porque hemos logrado algo histórico. Nuestro objetivo era entrar en Europa, pero lo hemos superado con esta cuarta plaza”, admitía Cazorla. “Esta afición ha pasado de estar casi en Segunda hace dos años a ser una afición de Champions. Me alegro mucho por ellos”, añadía el centrocampista asturiano, muy pendiente de la próxima convocatoria de Vicente del Bosque de cara a la Eurocopa.

Este equipo necesita una ciudad deportiva y una mecánica de juego definida en las categorías inferiores" Manuel Pellegrini, entrenador del Málaga

La noche fue larga en Málaga, puesto que miles de aficionados salieron de La Rosaleda y tomaron el centro de la ciudad. “¡Barça, Madrid, el jeque ya está aquí!” gritaban los aficionados andaluces. Mientras, Manuel Pellegrini, el entrenador que ha conducido al éxito al Málaga, apenas participó en la fiesta. Impasible y tranquilo, tuvo palabras para analizar un futuro que se presenta apasionante. “Este equipo necesita una ciudad deportiva y una mecánica de juego definida en las categorías inferiores. Este es un proyecto a cinco años y no hubiera sido un fracaso quedarnos en Liga Europa”, manifestaba el chileno. Desde hoy, junto a Antonio Fernández, director deportivo, comenzará a perfilar el proyecto de Champions del equipo andaluz, el tercero de la comunidad después de Betis y Sevilla en alcanzar la máxima competición continental.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS