Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las heridas del ascenso

El Comité de Competición castiga a Fabri, entrenador del Granada, por su expulsión en el partido de vuelta contra el Elche

El Comité de Competición ha sancionado con cuatro partidos al entrenador del Granada, Fabriciano Gonzlález, Fabri, por la acción que le costó la expulsión en el partido del pasado sábado ante el Elche, en el que el equipo andaluz certificó su retorno a la Primera División. El técnico lucense fue expulsado en el minuto 88, según el acta arbitral, por "protestar de forma ostensible una decisión del asistente, saliendo del área técnica, sujetándole con ambos brazos, impidiendo su carrera y desplazándole hacia el interior del terreno de juego".

Aunque el Granada tiene la posibilidad de apelar la decisión del organismo federativo, todo indica que Fabri no podrá sentarse en el banquillo del Granada en el primer partido que el equipo jugará en la categoría de oro tras 35 años. Siempre y cuando, eso sí, el equipo renueve finalmente el técnico, como Enrique Pina, su presidente, anunció el domingo que se haría.

Sanciones al margen, la tensión que rodeó el partido todavía sigue coleando. El Elche ha anunciado hoy que podría emprender acciones legales contra Fabri, así como contra el presidente del club andaluz. Según los ilicitanos, ambos lanzaron "insultos, vejaciones, calumnias, falsedades y ataques" contra el honor de sus profesionales y contra su ciudad, incitando a la "violencia entre aficiones".

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.