Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PREMIER LEAGUE

El Arsenal golea y Cesc dedica dos tantos a Jarque

El equipo del internacional español vence por 1-6 al Everton. El Chelsea también estrena la Premier con victoria

El internacional español Cesc Fábregas ha dedicado dos tantos al capitán del Espanyol, Dani Jarque, fallecido hace una semana, en la goleada a domicilio que asestó su club, el Arsenal, al Everton (1-6) en un estreno por todo lo alto de la temporada. Fue un arranque de lujo para la jovencísima escuadra de Arsene Wenger en el comienzo de la Premier y, por contra, una pésima manera de iniciar el curso para el once de Liverpool. El doloroso 6-1 en su propio estadio de Goodison Park que tuvo que encajar el Everton fue una contundente réplica de su adversario a los que vieron con escepticismo la marcha del Emirates este verano de dos de sus figuras: Kolo Touré y Emmanuel Adebayor, ambos al Manchester City. Lo cierto es que el Arsenal se pegó un festín goleador a costa de la formación de David Moyes.

El Chelsea del italiano Carlo Ancelotti también se ha estrenado con una victoria ante el Hull City por 2-1, firmada por el marfileño Didier Drogba en el estadio de Stamford Bridge en el encuentro adelantado del sábado. El conjunto de Londres, que el pasado fin de semana ganó la Community Shields ante el Manchester United en la tanda de penaltis, encajaba el primer gol del compromiso, un tanto del irlandés Stephen Hunt a los 28 minutos.

La jugada comenzó con un lanzamiento de falta de George Boateng, del Hull, que no despejó del todo John Mikel Obi y que recogió Hunt para poner a su equipo por delante. La afición blue no olvida y ha abucheado cada toque del balón que protagonizaba el jugador irlandés, responsable -cuando aún militaba en el Reading- de la dura colisión con Petr Cech que ocasionó una grave lesión de cabeza al portero del Chelsea. El once de Ancelotti logró nivelar el marcador con una acción del punta marfileño Didier Droga, que dio la victoria a los locales en el último minuto de partido.

El debut de Roberto Martínez

La primera jornada liguera también ha servido para que el español Roberto Martínez, entrenador del Wigan, tras una meritoria trayectoria en la segunda división inglesa con el Swansea, se estrenara como técnico en la 'Premier con una victoria a domicilio por 0-2 ante el Aston Villa. A sus 35 años, Martínez (Balaguer, Lérida, 1973) puede ya presumir de ser uno de los entrenadores más respetados y de mayor proyección en la exigente competición inglesa. El Wigan es un club que conoce de arriba abajo. A él llegó en el verano de 95 como jugador con sus compañeros del Zaragoza B Seba e Isidro Díaz, a los que los aficionados pusieron como mote "The three amigos" y allí militó durante seis temporadas.

Conoce a fondo el fútbol inglés y ha obrado maravillas con el Swansea. Han pasado 14 años desde entonces y su misión, ahora, es diferente. Convertido en el nuevo "míster" de los Lactics, su debut como dirigente técnico no se produjo en el campo del equipo, el JJB Stadium, sino en Villa Park, feudo de la plantilla que entrena otro de los técnicos más admirados del fútbol británico, el irlandés Martin O'Neill. Su nombramiento responde a un capricho del presidente de la entidad, Dave Whelan, que quiso que fuera Roberto el sustituto de Steve Bruce, quien se marchó al Sunderland.

Para conseguir al español, el Wigan abonó 2 millones de libras al Swansea, un club que Martínez transformó. En sus dos años al frente de esa formación, el entrenador español logró su ascenso de la tercera a la segunda división e hizo que el conjunto concluyera en octava posición de la tabla durante el pasado curso.

Martínez no es el único español que prueba fortuna al frente de una plantilla británica. En la Premier acompañará esta temporada al madrileño Rafael Benítez, técnico del Liverpool, al que llevó a recuperar la Copa de Europa en 2005; y en este país recaló también, aunque brevemente, el manchego Juande Ramos, que entrenó al Tottenham Hotspur, con el que ganó la Carling Cup. Su estreno en la máxima categoría del fútbol anglosajón, con un 2-0 a favor del Wigan, con goles del colombiano Hugo Rodallega y de Jason Koumas constituye un presagio positivo para esta temporada. "Bob" Martínez tiene como meta "continuar el buen trabajo de Steve Bruce" y tratar, de paso, de cumplir un sueño, el de meter al club en el marco continental. Así lo dijo nada más fichar por la entidad: "Necesitamos tener un sueño, y para el Wigan ese sueño es poder, un día, jugar en Europa".

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.