Entrevista:GRUPO B | ITALIA

"Somos campeones del mundo, no nos interesa el fútbol de toque"

El técnico italiano Marcello Lippi defiende la mentalidad del Calcio

Marcello Lippi presume de su juventud: "Tengo tan sólo 60 años... Seré entrenador mientras pueda andar sin bastón". Después de colgar el teléfono, corre a dar la lista definitiva de los convocados para la cita surafricana. De los ocho jóvenes que había preseleccionado "para dar una semana de descanso a los veteranos" tan sólo quedan dos (Santon y Montolivo).

Pregunta. ¿No se ha cansado de entrenar?

Respuesta. No. La selección es como una terapia para mí. Me ayuda a desconectar.

P. ¿Dónde encuentra uno las motivaciones después de ganar un Mundial?

R. En las ganas de volver a crear un grupo como el que tenía en Alemania.

P. ¿Por qué decidió dejar ese grupo?

R. Son cosas que ya no tienen importancia... [su hijo Davide figuraba en las listas de la GEA, la empresa de representantes que controlaba Luciano Moggi]. Me arrepentí a los pocos meses. Por eso he vuelto.

"Me gustan Xavi e Iniesta, pero en Italia no funcionarían. Hay otra mentalidad"

Más información

P. ¿Qué hizo mientras tanto?

R. He viajado. He sido invitado por casi todas las federaciones europeas para dar conferencias. Y he visto mucho fútbol extranjero.

P. ¿Premier o Liga?

R. La Liga. Es más divertida y con un fútbol más técnico.

P. ¿Qué Italia se ha reencontrado?

R. Dejé a una Italia ganadora, muy unida y convencida de su fuerza. Ahora hay que reconstruirla. También desde el punto de vista psicológico porque muchos de aquellos jugadores tienen un DNI envejecido. Pero algunos siguen con las mismas ganas.

P. ¿Hay recambio?

R. Hay muchos jóvenes interesantes, pero tienen que entrar en el grupo gradualmente.

P. ¿Santon, el defensa del Inter descubierto por Mourinho, es uno de ellos?

R. Sí. A las dos veces de verle jugar, me conquistó su gran seriedad. Tiene personalidad. Le considero un predestinado.

P. ¿No cree que el fútbol italiano se ha estancado?

R. Cada selección tiene su estilo, conforme con la tradición... Luego, cada uno va modernizándose a su manera. Parece que en Suramérica ahora se hace un fútbol más europeo y en Europa más suramericano. Pero siempre manteniendo el ADN: el nuestro es la eficacia y el carácter.

P. ¿Eso es lo que marca el estilo de juego de la nazionale?

R. Sí. P. ¿Eso quiere decir que nunca veremos a Italia jugar como España?

R. Es muy difícil... España juega un fútbol muy técnico, con mucha circulación del balón. Es igual de difícil que España consiga tener algún día la efi cacia y la atención por la táctica que tiene Italia. Es una cuestión de mentalidad.

P. ¿Es sólo un problema de mentalidad o en Italia faltan jugadores para desarrollar ese tipo de juego?

R. No. Es simplemente una cuestión de mentalidad. Buenos futbolistas también los hay aquí.

P. Además de Pirlo, ¿hay otros jugadores que pueden hacer fútbol de toque?

R. Es que no nos interesan esos tipos de jugadores porque el toque no es nuestro objetivo.

P. ¿No se está arrinconando la técnica y primando demasiado la táctica y la fuerza física?

R. No lo creo. No hemos abandonado la técnica. Simplemente, se presta atención también a otros aspectos. No hay que olvidarse de que Italia es campeona del mundo...

P. Pero a veces sólo con el carácter no es suficiente... ¿Está entre sus consignas la circulación rápida del balón?

R. Es nuestro objetivo, pero no en la misma medida que lo es para la selección española.

P. ¿No le gustaría intentar cambiar la mentalidad del fútbol italiano?

R. No. Yo quiero que la selección italiana mantenga sus tradiciones y sus características, las que la han llevado a ganar el último Mundial. Es que España lleva tan sólo dos años ganando... Hasta hace tres, el refrán era "juegan bien y nunca ganan".

P. ¿Por qué al Calcio le cuesta producir talentos como Baggio y Zola, por ejemplo?

R. Hay muchos buenos jugadores en Italia, pero no puede nacer un Baggio cada dos años.

P. Cassano es uno de ellos y no está convocado.

R. No. Y no pienso dar explicaciones.

P. Sin embargo, siguen Cannavaro y Zambrotta. ¿Los necesita Italia todavía?

R. Hay que hablar de tradiciones, carácter, forma de comportarse..., no de nombres.

P. ¿Pero no se ha cansado de ver siempre a los mismos?

R. No. Son los que me han permitido proclamarme campeón del mundo. Cuando vea que ya no aportan nada, llamaré a otros.

P. ¿Qué tipo de jugadores le gustan?

R. Los determinantes: Ibrahimovic, Julio César y Cambiasso, o Pato. Me han impresionado Xavi e Iniesta, fundamentales para el Barça y para España.

P. Son precisamente el motor del fútbol de toque... ¿No le gustaría tener ese tipo de jugador?

R. No funcionarían. Nosotros tenemos otra mentalidad.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50