Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EUROCOPA | ALEMANIA 2 - POLONIA 0

Podolski, de principio a fin

Una vibrante actuación del delantero alemán de origen polaco sentencia a la valiente Polonia

El chico nacido hace 23 años en Gliwice, en la región de Silesia, sentenció ayer a los que hubieran sido sus compatriotas si sus padres no hubieran emigrado a Colonia. Fresco tras una temporada casi en blanco, a la sombra de Toni, Klose y Ribery en el Bayern, Lukas Podolski derrotó ayer a Polonia con una actuación vibrante coronada con dos goles. Y ni siquiera necesitó empezar como delantero, que es su posición natural, sino que arrancó desde el interior izquierdo. Fue la manera que encontró Löw para que le cuadraran en la alineación los tres delanteros: Mario Gómez, Klose y Podolski. Y para demostrar que Alemania, más allá de algunas lagunas defensivas muy evidentes, ofrece un fútbol chispeante, atrevido y muy moderno. Löw no tiene el carisma de Klinsmann, pero comparte, además de la elegancia, el mismo espíritu lúdico del juego. Las mismas ganas de hacer disfrutar a la gente. Una valentía que tampoco le faltó ayer a Polonia, que planteó unas líneas adelantadas y una ambición de principio a fin. Pero, claro, sus recursos son los que son: muy inferiores a los de la poderosa Alemania.

Entre ellos charlan en polaco, cuando se lo permite la intimidad de la concentración. Klose y Podolski nacieron en el país de sus padres, antes de que éstos emigraran a Alemania, y allí sus hijos se labraran una carrera como futbolistas. Klole y Podolski no tuvieron anoche compasión de su madre patria. Entre ambos fabricaron la jugada del primer gol, con la colaboración de otro hijo de emigrantes, Mario Gómez, que le dio el pase en profundidad a Podolski. Éste partió de una posición muy ajustada, posiblemente en fuera de juego, llegó al fondo y cedió el balón a la izquierda para que marcara Podolski. Apenas lo celebró, agachó la cabeza y esperó las felicitaciones, sin alharacas. Pero el gesto más noble de la noche se produjo al comienzo de la segunda parte: cuando Podolski se retorcía en el suelo tras haber recibió una patada, la hinchada polaca empezó a corear su nombre. Nada que ver con los ultras de ambos lados que, la noche anterior, se habían lanzado botellazos: 17 detenidos.

La acción del gol la protagonizaron los tres delanteros germanos, constatando una variedad notable de recursos. La pillería de Klose, la zurda de Podolski y la pujanza de Gómez, que llega para quedarse. Este delantero de origen granadino se ha apropiado del 9 de Alemania a los 22 años. Nada menos. Tiene ancha la espalda y el cuerpo estilizado. Es un jugador atlético con unos nada desdeñables recursos técnicos. Aunque falló un par de remates, dejó desmarques, buen toque de espaldas a la portería y mucha pelea.

El partido fue una gozada, de un ir y venir constante. Beenhakker pagó con el primer gol su defensa adelantada, pero eso mismo le permitió hurgar en los defectos alemanes. Especialmente en la parte central, donde Metzelder acusa su larga inactividad en el Madrid. Lo mismo que el portero Lehman, que apenas ha participado en el Arsenal. Suerte para Alemania que Mertesacker la sacó de varios apuros.

Con ese aspecto de Don Quijote del norte, Beenhakker comenzó a agitar sus largos brazos como molinillos en busca del apoyo de su hinchada, que coincidía en atacaba su equipo. Fiel a su escuela, el técnico holandés optó por jugar con un extremo derecho. Y allí mandó a Lobodzinski, que se atrevió a marcharse del lateral Jensen. Sus centros, sin embargo, los desaprovechó Zurawski, que pifió un par de remates. La entrada del zurdo Guerreiro, de origen brasileño, le dio más calidad al centro del campo polaco. No la suficiente. Schweinsteiger sacudió el árbol alemán y la manzana le cayó otra vez a Podolski, que marcó de una violenta volea. El banquillo germano saltó enloquecido, con Löw a la cabeza, consciente de que ya había atrapado la recompensa. Y Podolski pidió perdón con el gesto contenido. Enfrente estaban quienes hubieran sido sus compatriotas.

Conoce algo más de Podolski en lalistaWIP

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.