Villar desafía al Consejo Superior de Deportes y cambia los estatutos

La asamblea de la Federación de Fútbol respalda a su presidente pese a que incumple una orden ministerial y un auto de la Audiencia

Ángel María Villar sigue desafiando al Consejo Superior de Deportes (CSD). La Asamblea General de la Federación Española de Fútbol (RFEF) ha aprobado celebrar sus elecciones en el último trimestre de este año, antes del 26 de noviembre, en contra de la orden del CSD, respaldado por un auto de la Audiencia Nacional, que le obligaba a convocarlas antes del 31 de marzo. Villar ha logrado también un cambio en los estatutos de la RFEF que impide presentarse a los comicios a Mateo Alemany, cabeza visible de la oposición de la actual junta directiva.

Los asambleístas han dicho sí al reglamento electoral acorde al Código Electoral Modelo de la FIFA, con 115 votos a favor, 23 en contra y una abstención. "La Ley electoral de la FIFA no es una idea de Ángel Villar. Si fuera así, me tendrían que reelegir durante 250 años, por el poder internacional que tengo", ha afirmado el también vicepresidente de la FIFA y UEFA. Villar, que ocupa el cargo desde 1988, había convocado hoy a la asamblea general para no acatar la fecha fijada por el Consejo Superior de Deportes (CSD).

Más información
"Lo ordena el juez, no el Gobierno"
Texto íntegro del auto electoral

El enfrentamiento entre el CSD y la federación que preside Villar viene de lejos. A principios de año, el CSD envió un requerimiento a todas las federaciones que no se han clasificado para los Juegos de Pekín 2008 -la de fútbol entre ellas- para que convocasen elecciones antes del 31 de marzo. Villar se negó, en noviembre es cuando agota su mandato de cuatro años, y acudió a la Audiencia para pedir la suspensión cautelar de la orden aunque perdió y el auto dio la razón al organismo que preside Lissavetzky.

Pese a lo dictado por la justicia, Villar no se ha rendido y hoy ha reunido en la Asamblea los clubes de Primera, Segunda, Federaciones, asociación de futbolistas, árbitros... El presidente, amparado por la FIFA, - Blatter denunció una injerencia gubernamental si se convocaban elecciones este mes pues la FIFA las ha fijado en noviembre- ", ha vuelto a desafiar al CSD y a los jueces y ha conseguido el respaldo de la Asamblea.

Al inicio de la Asamblea, Villar ha señalado:"Sí a las elecciones y sí a que se aplique la ley, pero no a las disposiciones de desarrollo que digan una cosa contraria a la ley y sí a la aprobación de un reglamento electoral modelo de FIFA, porque nos hemos afiliado voluntariamente", ha señalado Villar. Villar ha presentado un código electoral modelo acorde a la FIFA, porque la RFEF está "voluntariamente inscrita a la FIFA y voluntariamente tiene que aceptar sus disposiciones porque así lo dicen sus estatutos". El presidente también ha reiterado que su directiva está a favor del deporte y del autogobierno; ha señalado que la Ley del Deporte no habilita para hacer una orden como la que va a regular todas las elecciones y ha criticado duramente a los que le acusan de ejercer una "política del miedo". "¿Es que todos los que han votado sí están secuestrados? Estoy hasta el gorro de escuchar lo que estoy escuchando (...) todo el fútbol español debería estar en contra de que se metan con el autogobierno de las federaciones".

Único candidato

Villar será candidato único pues la asamblea ha aprobado un cambio en el régimen electoral que obliga a los posibles candidatos a "estar en activo" en alguno de los órganos de gobierno y representación (clubes, LFP, territoriales, RFEF, FIFA o UEFA) y llevar en el cargo "un tiempo no inferior a un año". El ex presidente del Real Mallorca Mateo Alemany, portavoz de la plataforma "Federación de todos" y quien en principio se ha significado como el posible candidato alternativo a Villar, lleva tres años alejado de esos órganos de gobierno, por lo que, salvo que prospere un recurso en contra de este cambio de estatutos, no podrá presentarse. El otro candidato que opta a la presidencia es Villar.

Jaime Lissavetzky y Ángel María Villar, en la sede federativa.
Jaime Lissavetzky y Ángel María Villar, en la sede federativa.ULY MARTÍN
Se incumple así la orden ministerial que obligaba a convocarlas antes del 31 de marzoVídeo: ATLAS

Regístrate gratis para seguir leyendo

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS