Opinión
i

Secundarios ‘Velvet’

Además de esa factura marca de la casa y ese desfile de modelitos de la época, la gran fortaleza de la serie está en los personajes secundarios

Velvet es una de las joyas de la corona de Antena 3 en cuestión de series, uno de esos títulos que ha ayudado a la cadena a forjar su buena reputación como hogar de ficciones televisivas de calidad. Mucha culpa de eso la tiene la productora Bambú, responsable también de Gran Hotel, Bajo sospecha o Hispania. Velvet gusta porque sus pros compensan los aspectos negativos, que los tiene.

La semana pasada, la historia protagonizada por Paula Echevarría y Miguel Ángel Silvestre regresó, y volvió a poner de manifiesto sus carencias. La más grave es tener una pareja protagonista sin sustancia ninguna: dos personajes cansinos y dos actores que no consiguen dotarles de un mínimo de chispa. En su apuesta por la base musical, se termina abusando de la inclusión de canciones. La larga duración de los capítulos de las ficciones televisivas españolas tampoco ayuda. Ni tener que esperar para que empiece a que pongan anuncios, un resumen del capítulo, anuncios, un repaso de episodios anteriores y, finalmente, sí, más anuncios. Pero estos son lastres con los que cargan todas las series nacionales.

Decíamos que el secreto de Velvet está en haber sabido explotar lo bueno que tiene. Además de esa factura marca de la casa y ese desfile de modelitos de la época, su gran fortaleza está en los personajes secundarios. Los guionistas notaron sus posibilidades y en la segunda temporada dieron más cancha a Rita, Pedro, Cristina, Mateo, Patricia y compañía. Esperemos que los nuevos capítulos se olviden de mostrar los abdominales de Silvestre (aunque en el primer capítulo ya hubo una buena ración con striptease incluido...) y recurran más a esos secundarios de lujo. No todas las series pueden presumir de tener a José Sacristán, Aitana Sánchez-Gijón y Ginés García Millán. O un personaje tan divertido como el Raúl de la Riva de Asier Etxeandía.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50