Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Espías con el sabor de la BBC

Wuaki.tv estrena la serie británica ‘The Game’, ambientada en la Guerra Fría de los años 70

El actor Tom Hughes, en 'The Game'. Vídeo: Clip exclusivo de la serie.

Los espías están de moda en la televisión. A las historias con ritmo frenético de 24 o las tramas internacionales de Alias se han unido en los últimos tiempos el repentino éxito de Homeland, el thriller de espionaje en Oriente Próximo The Honourable Woman o el viaje a los últimos años de la Guerra Fría que es The Americans. La serie británica The Game, que BBC está emitiendo ahora (aunque su estreno fue hace unos meses en BBC America), llega al portal de series y películas bajo demanda Wuaki.tv con los seis capítulos de su primera temporada para confirmar el gran momento que vive este resurgir del género de espías en el formato por capítulos.

The Game traslada al espectador a 1972 en una historia que bebe más de las novelas de John le Carré que de las tramas protagonizadas por James Bond. Creada por Tony Whithouse (Being Human, Doctor Who), narra la historia de un grupo de espías del servicio secreto británico, el MI5, que debe tratar de neutralizar un complot soviético llamado Operación Cristal y del que tienen conocimiento a través de un oficial desertor del KGB. Un mundo de agentes dobles, secretos y mentiras en cuyo centro se encuentra Joe Lambe, un espía al que da vida el actor Tom Hughes y que no duda en utilizar todos los métodos que tiene a su alcance para conseguir información mientras que trata de lidiar con las consecuencias de su pasado.

“Lo que más me gusta de Joe es que tiene un pasado complicado, la complejidad y contradicciones del personaje. Es lo que busco en mis trabajos como actor, tener una oportunidad de poner el foco en sus vidas. Es un reto dar vida a un personaje que cambia tanto, tan misterioso. Poco a poco se va mostrando más y más facetas del personaje y vas aprendiendo más y más cómo es, empiezas a entender sus emociones y su mundo”, explica el actor Tom Hughes a EL PAÍS en conversación telefónica.

Tráiler de 'The Game'.

El mundo de los setenta no es nuevo para Hughes. Una de sus primeras incursiones en el mundo de la interpretación en la película Cementery Junction, dirigida por Ricky Gervais y Stephen Merchant, también estaba ambientada en los comienzos de esa década. “Cuando llegué a The Game ya conocía el periodo, la música del momento, la moda… y la sociedad de aquella época en Reino Unido. Pero en este caso creo que en el guion mismo está mucho de ese panorama que se quiere reflejar. En el caso de Joe, el impacto de la Guerra Fría y de ese ambiente ya está dentro del personaje, un impacto muy profundo psicológicamente por la época y por el hecho de ser espía. La historia se centra más en el lado humano que en los aspectos políticos del momento”, añade sobre una serie que cuenta con un reparto coral en el que destaca el veterano Brian Cox (Troya) como el jefe del grupo de agentes protagonista de la historia.

The Game ahonda en el espionaje desde el punto de vista británico, un tema que también asomaba en la serie de la BBC The Hour. “Creo que el trabajo del espía y el verte forzado a permanecer en la sombra es interesante para el público. Antes de la Guerra Fría también existían espías, el espionaje siempre ha estado ahí y siempre ha sido intrigante”, dice Hughes mientras trata de explicar el porqué de esa atracción por las historias de espías.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

Más información