Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Rectify’ y las segundas oportunidades

Sundance Channel estrena los nuevos capítulos de la serie protagonizada por Aden Young

El actor Aden Young, Daniel Holden en 'Rectify'.
El actor Aden Young, Daniel Holden en 'Rectify'.

Daniel Holden lleva 20 años en el corredor de la muerte. Cuando es puesto en libertad y regresa a su casa comprueba que ahora es un forastero en su propio mundo. La reinserción no es fácil cuando todo ha cambiado a tu alrededor. Es la historia que narra Rectify, cuya segunda temporada llega a a España al canal Sundance Channel el jueves 9 de octubre (23.00).

“La primera entrega contaba la historia de Daniel, su relación con el mundo, cómo vuelve con su familia y la gente que le quiere y cómo mucha gente todavía piensa que es culpable. En la segunda temporada, Daniel aprende de nuevo a vivir, experimenta las cosas que el mundo le ofrece, unas son cosas buenas y otras, malas”, explica Aden Young, el actor canadiense que da vida al protagonista.

Rectify no es una serie al uso. Su ritmo sosegado y cadencia melancólica diferencian a una ficción que llegó el año pasado con el respaldo de los productores de Breaking Bad. “Ahora hay muchas series que parecen la misma. Son como la comida del McDonalds, que sabe igual y tiene la misma fórmula en cualquier parte del mundo. Es el problema que tiene la televisión convencional”, argumenta Young en conversación telefónica.

Para el actor, dar vida a Daniel Holden es toda una experiencia. “Esta serie me ha abierto los ojos a ese mundo. Después de grabar es muy complicado unirse de nuevo a la sociedad porque te sumerges mucho en el mundo del personaje. Había una gran complejidad en él, hablamos mucho todo el equipo sobre lo que queríamos contar y juntos llegamos al tono correcto. Es como cuando los músicos tratan de encontrar la melodía adecuada, el tono. Daniel es un personaje muy reflexivo, hay una gran reflexión sobre lo fácilmente que la gente cae en el lado oscuro, en la venganza... y es un personaje muy real”, explica Aden Young.

La serie, que nació con una primera temporada de seis capítulos y cuya segunda entrega cuenta con diez episodios, tendrá, al menos, otra temporada más, lo que certifica el triunfo de una televisión más minoritaria pero igualmente necesaria. “Ha habido grandes series que no se acomodan a las fórmulas normales y que desafían los parámetros habituales. Por ejemplo, The Wire rompió con eso y es una de las mejores series de la historia. Rectify te permite ser testigo de cómo los personajes van descubriendo qué son y de lo que son capaces, y eso es algo que no encuentras habitualmente en televisión”, concluye.