Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Se buscan ‘telemecenas’

TVE firma acuerdos institucionales para abaratar su parrilla

‘Saber y ganar’ tiene el respaldo de una marca y ‘Españoles en el mundo’ espera patrocinador

El concurso de La 2 'Saber y ganar'
El concurso de La 2 'Saber y ganar'

El patrocinio cultural se ha convertido en el salvavidas al que se agarra TVE para renovar su programación. La nube, estrenado esta semana en La 2; el reality coach sobre conciliación ¡Convive!; y el nuevo espacio de entrevistas que conducirá Julia Otero cuentan con el respaldo financiero de una marca. El telemecenazgo contribuye así a abaratar la parrilla, pero por ahora no son muchas las instituciones que se han lanzado a apadrinar programas. Y eso que en La 2, el canal de cultura y participación, hay donde elegir: desde Redes hasta Aquí hay trabajo pasando por un vasto abanico de documentales de todos los géneros.

En tiempos de crisis, la búsqueda de recursos es una necesidad vital. Saber y ganar, el veterano concurso de La 2, se ha adaptado a la nueva realidad. Una buena parte del coste del programa corre a cargo, desde el pasado julio, de Movistar. Además, las ediciones del fin de semana le salen a la televisión pública a coste cero, ya que la operadora de telecomunicaciones asume el coste íntegro. El patrocinio se limita a una breve careta al inicio de la emisión y otra al final. “La marca no interviene en los contenidos”, comenta el director de Saber y ganar, Sergi Schaff, convencido de que la continuidad del concurso no está en peligro. Es el emblema de La 2 y los 40 minutos más vistos de la cadena, con millón y medio de seguidores.

Un camarógrafo rueda 'Españoles en el mundo'
Un camarógrafo rueda 'Españoles en el mundo'

Españoles en el mundo está también en el punto de mira. “TVE nos planteó hace un par de meses que el programa se debía hacer a coste cero”, comenta Jorge Sánchez Gallo, máximo responsable de New Atlantis, la productora que abandera el espacio de viajes de La 1. Pero las gestiones para la búsqueda de patrocinador, agrega, corren a cargo de la cadena, toda vez que TVE “tiene acuerdos de naturaleza comercial o institucional para el patrocinio cultural”. Y aunque las negociaciones no están cerradas, Sánchez Gallo asegura que “van por buena vía”.

A favor de Españoles en el mundo —que sigue los pasos de conciudadanos en el extranjero— juega su formato: blanco, familiar y con un toque social. Encaja dentro del concepto de patrocinio cultural, pero engancharse a él no deja de tener su complejidad. “No es solo encontrar una marca que ponga dinero; hay que realizar muchos trámites, incluso jurídicos”, admite Sánchez Gallo. Mientras tanto, la maquinaria de Españoles en el mundo sigue funcionando. Las historias de algunos de los más de dos millones de emigrantes desperdigados por los cinco continentes siguen grabándose. New Atlantis está rematando la temporada ya contratada y preparando nuevas entregas.

El patrocinio es una fórmula prevista en la ley que permite la colaboración de instituciones en la producción de programas culturales o de entretenimiento. Gracias al acuerdo que TVE firmó el año pasado con Telefónica se han coproducido Entre dos aguas, una serie documental sobre la música, y Yo de mayor quiero ser español, en el que Guillermo Fesser y Juan Luis Cano (componentes de Gomaespuma) entrevistan a profesionales punteros en el ámbito de la ciencia o la cultura. De este acuerdo marco nació el pasado jueves en La 2 La nube, dedicado a los desafíos de la revolución tecnológica. Coproducido con Plural Entertainment y presentado por Toni Garrido (Asuntos propios, RNE) profundiza en los cambios de la era digital con la ayuda de expertos.

Pero el patrocinio cultural no es exclusivo de los documentales o de los concursos de conocimientos. Se ha extendido a productos de ficción como Amar en tiempos revueltos. La participación de Telefónica en la financiación de esta serie de sobremesa de La 1 ha sido consecuencia de un convenio más amplio para la digitalización del archivo histórico de la televisión pública.

Uno de los participantes en ¡Convive!
Uno de los participantes en ¡Convive!

El reality coach ¡Convive!, que da pautas para el reparto de las tareas domésticas entre hombres y mujeres, ha sido posible gracias a la colaboración de la marca Vive soy, del grupo Leche Pascual. La productora Global Set pudo sacar adelante este proyecto con el respaldo económico externo. “Se salvó gracias al patrocinio”, asegura Belén Giménez, productora ejecutiva de ¡Convive!, que se emite los domingos en La 2. “Habíamos invertido en la producción de los siete primeros capítulos, de modo que aceptábamos un patrocinio con una aportación inferior al coste de producción o perdíamos la inversión realizada. Nos interesaba sacar adelante el programa”, dice Giménez, cuya productora optó por dejar de ganar dinero a condición de salir al aire. La compañía que lo esponsoriza se limita a aparecer cinco segundos al comienzo de cada uno de los capítulos y otros cinco al final.

También llegó a Teledeporte con un esponsor bajo el brazo Escuela de campeones, un espacio sobre el mundo del kart que la cadena estrenó el pasado febrero. Diseñado por la productora Enminúscula (del grupo Secuoya), contó con el respaldo financiero del Banco Santander y la Real Federación Española de Automovilismo. Ahora son los humoristas que participaron en un anuncio de Campofrío los que esperan su turno.