Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 72% de los alumnos con necesidades especiales están desatendidos

Faltan especialistas para niños con discapacidad en más de la mitad de los colegios públicos, según Comisiones Obreras

Instituto de Enseñanza Secundaria Padre Piquer en el barrio de La Ventilla de Madrid, donde se aplica un sistema de enseñanza inclusivo e innovador donde se mezclan en los grupos niños de distintas etnias y otros con necesidades especiales.
Instituto de Enseñanza Secundaria Padre Piquer en el barrio de La Ventilla de Madrid, donde se aplica un sistema de enseñanza inclusivo e innovador donde se mezclan en los grupos niños de distintas etnias y otros con necesidades especiales.

El número de alumnos con necesidades especiales crece y los profesionales no. Así lo recoge un informe de Comisiones Obreras (CCOO) presentado este lunes en el que analiza 924 centros públicos de la Comunidad, una muestra que representa el 84% del total de colegios. Según el sindicato, el 72% de los estudiantes con trastornos están desatendidos por el sobre ratio que sufren los maestros de pedagogía terapéutica (PT) y audición y lenguaje (AL).

Las necesidades educativas de niños con autismo, síndrome de Down, parálisis cerebral o sordera no están satisfechas y el efecto de estos recortes sobre su futuro académico puede ser determinante. También sobre las familias, donde recae la responsabilidad y el gasto del especialista privado al que tienen que recurrir por los recortes de la Administración. 

Las funciones de los profesiones de PT y AL que recoge la normativa no se están cumpliendo. La Comunidad los intercambia en varios centros y acaban tratando a alumnos con diferentes trastornos, sin atender a las necesidades específicas de cada uno. Por esta razón, el informe de CCOO concluye que estos profesionales están atendiendo a muchos más niños de los que marca la normativa actual -de 1990-, que establece ratios máximos de 12 alumnos para maestros PT y de 25 para AL.

Este exceso de alumnos determina que hacen falta más profesionales. En concreto, 626 maestros más: 381 de perfil PT y 241 de AL. Esto se correspondería con un aumento en un 33% del número de pedagogos terapéuticos y en un 43% los maestros de audición y lenguaje. La etapa donde más especialistas se necesitan es en primaria, cuando los equipos de orientadores de la Comunidad de Madrid identifican las necesidades especiales de los alumnos y elaboran los informes educativos para determinar los apoyos extra que necesitan estos alumnos.

Para CCOO la consecuencia más inmediata de la falta de profesionales y, por tanto, del ratio excesivo es que el alumnado no recibe atención individual, sino que es atendido en grupos de tres o cuatro alumnos. Esta atención, tal y como expone el informe, abre una brecha de desigualdades y desequilibrios en el alumnado y en sus familias. Las que pueden permitírselo deben recurrir a gabinetes externos y desembolsar entre 300 y 600 euros para obtener la atención que no les ofrece la Administración.

La Consejería de Educación niega los recortes. En su opinión se ha dado respuesta al aumento de niños diagnosticados con necesidades especiales. Lo que si admiten es que los recursos son limitados y no son fijos. "Movemos a los profesionales a principios de curso, en función de las necesidades se planifica y se redistribuye. No se recorta, se colocan en otros sitios", ha explicado un portavoz de la Consejería. Además, destaca que este curso 2019-2020 ha abierto 93 aulas nuevas en Madrid.

Maria, una profesora de audición y lenguaje que trabaja en dos institutos de Vallecas desmiente a Educación. "Yo estoy sufriendo los recortes: hago las veces de profesora de AL y de PT porque la Administración le dio a elegir a las directoras de los colegios a principio de curso. O una cosa o la otra, le dijeron", indica la que es también miembro de AMMAL, la Asociación Madrileña de Maestros de Audición y Lenguaje. Se queja de que alumnos que necesitarían clases especiales cada día, están recibiendo entre dos y tres horas a la semana. "Estos niños son minoría en los colegios, se ven poquito y las familias agradecen mucho y se mueven poco", afirma. Ante el aumento de la demanda, "la Administración ve números y no se da cuenta de que cada trastorno necesita de su especialista".

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información