Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sueca, el pueblo de Baldoví, tensa la relación de Compromís con el PSOE

El candidato socialista, desautorizado por la dirección del partido, quiere pactar con Ciudadanos y PP para ser el alcalde pese a que la coalición ganó las elecciones

Joan Baldoví, portavoz de Compromís en el Congreso de Diputados, durante la entrevista. Ampliar foto
Joan Baldoví, portavoz de Compromís en el Congreso de Diputados, durante la entrevista.

El alcalde de València en funciones y candidato de Compromís a la reelección, Joan Ribó, lo advirtió por la mañana al mostrarse "preocupado" por el desarrollo de las negociaciones que se llevan a cabo en "diversos municipios" de la provincia dirigidas a lograr "acuerdos progresistas" porque, según ha dicho, la información de que dispone indica que "el Partido Socialista no está trabajando mucho" en ese sentido y que su actitud "no está siendo la que, en principio, tendría que ser".

"A mí esto me preocupa", ha señalado el primer edil en funciones, que ha apuntado que en esas circunstancias hay localidades valencianas como "Sueca, Sagunto, Quatretonda o Paiporta". El regidor, que ganó las últimas elecciones en Valencia, insistió en llegar a acuerdos con las fuerzas de izquierda, el mismo día en que se votaba la investidura del socialista Ximo Puig como presidente de la Generalitat con el apoyo de Compromís y Unides Podem. Sueca es un pueblo simbólico para Compromís. No solo porque ha logrado mantener su mayoría en unas elecciones locales en las que ha retrocedido en el cómputo global, sino también porque de allí era alcalde Joan Baldoví, antes de ser nombrado diputado en el Congreso. El presidente en funciones de España, Pedro Sánchez, cuenta con el voto de Baldoví, único diputado de Compromís, para su investidura. 

La propia vicepresidenta en funciones de la Generalitat, Mónica Oltra, de Compromís, también exigió en la sesión de investidura lealtad a Puig con los pactos de izquierda, y se refirió, entre otras poblaciones a Sueca, población natal del gran ensayista Joan Fuster (1922-1992), un referente para el nacionalismo.

En Sueca, población de casi 28.000 habitantes, ganó la candidata de Compromís Raquel Tamarit al obtener ocho concejales, pero la mayoría absoluta se sitúa en 11 y el Grup Independent de Sueca, el Perelló i el Mareny, con el que ha estado gobernando hasta ahora, pasó de tres a dos concejales, por lo que no suman para reeditar el acuerdo de Gobierno. Por su parte, el candidato socialista, Dimas Vázquez, obtuvo seis concejales que, unidos a los tres del PP y los dos Ciudadanos, podría hacerse con la vara de mando, tras haber alcanzado un acuerdo con ellos para desalojar a Tamarit. La dirección del PSPV, sin embargo, ha desautorizado este pacto y amanaza con expulsar a Vázquez del partido si continúa con su intención. De hecho, el partido ha anunciado que expulsará a los ediles que voten a favor del acuerdo con la derecha.

En este sentido, la comisión entre PSPV-PSOE y Compromís sobre los pactos locales acordó este jueves expulsar a aquellos concejales de sus formaciones que reciban el apoyo de un partido de la derecha para lograr la alcaldía de un municipio donde ambas puedan pactar.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >