Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Garriga, ‘soldado’ de Vox por la “patria”

El candidato por Barcelona, hijo de una ecuatoguineana, tira de verbo incendiario y celebra el golpe del 36

Garriga, en un acto de Vox en Barcelona, el pasado 30 de marzo.
Garriga, en un acto de Vox en Barcelona, el pasado 30 de marzo.

Ignacio Garriga (Barcelona, 1987) habla despacio y sin aspavientos, pero su retórica desborda hipérboles patrióticas. El candidato de Vox por Barcelona al 28-A se viste de soldado al rescate del país. “La responsabilidad nos llama a dar un paso al frente para mantener la supervivencia de la nación”. “Un momento clave para el resurgir de nuestra patria”. “Defender España hasta las últimas consecuencias”. Son frases que pronunció Garriga en un mitin el sábado ante 100 personas en el barrio de La Sagrera de Barcelona. Fuera del auditorio, un amplio despliegue policial acordonaba a antifascistas que protestaban por la presencia de Vox. El mitin fue un acto de reafirmación colectiva y lenguaje desacomplejado, entre proclamas de “Viva España” para un partido que pide acabar con la autonomía catalana.

El nosotros contra ellos permeó todo el discurso de Garriga con frases que podría pronunciar el presidente estadounidense, Donald Trump, o algunos populistas europeos de ultraderecha. Los medios de comunicación son “maquinarias de guerra de propagación del odio”. La oposición es una “naranja trituradora mecánica de la extrema izquierda, revolucionarios y marxistas”. Las instituciones han sido colmadas por “oligarcas, lobbies, partidos que se han abandonado a ese cosmopolitismo europeísta”.

Garriga, portavoz en el comité nacional, es un candidato atípico para Vox. Es hijo de inmigrantes —su madre es de Guinea Ecuatorial y su padre, catalán— en un partido que enaltece la hispanidad, demoniza la inmigración y propone elevar los requisitos para recibir la nacionalidad. “Si Vox fuera racista o tuviera algo contra los extranjeros, yo no podría estar aquí”, dijo en diciembre de 2018 en una entrevista a El Español, en la que subrayó que su madre siempre ha sido española por nacer en una colonia y llegó legalmente a España. Habla perfectamente catalán aunque en el mitin solo usó el castellano.

La madre ha guiado el camino político de Garriga, que es padre de cuatro hijos y el menor de cinco hermanos. Ella formó parte de las listas del PP en Sant Cugat del Vallès. El hijo, que estudió en La Farga —escuela religiosa vinculada al Opus Dei— también entró en el partido en el mismo municipio hasta que se cansó por considerarlo tibio. En 2015, asumió la presidencia de Vox en Sant Cugat y fue candidato en las municipales, donde logró el 1,32% de votos.

En los últimos años, Garriga ha lanzado guiños al franquismo. “Vaya por delante mi condena a las muertes en ambos bandos; pero celebro que valientes nos libraran del yugo comunista”, escribió en Twitter el 18 de julio de 2017, en el aniversario del golpe de Estado de 1936 que supuso el inicio de la Guerra Civil y derivó en 36 años de dictadura. De los transexuales dice que “requieren tratamiento psiquiátrico”, se opone al aborto y defiende la “identidad cristiana”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >