Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más directoras de cine en los XI Premios Gaudí

Cae la producción en catalán en una edición con 65 películas a competición

De izquierda a derecha: Elena Trapé, Sílvia Quer, Sofi Escudé y Sara Gutiérrez Galve.
De izquierda a derecha: Elena Trapé, Sílvia Quer, Sofi Escudé y Sara Gutiérrez Galve.

El número de directoras y codirectoras que presentan sus proyectos a los festivales de cine va aumentado de forma paulatina. En la XI edición de los Premios Gaudí este año son 23 las películas dirigidas o codirigidas por mujeres de un total de 65 que optan a las estatuillas en las diferentes categorías. El año pasado, 15 de proyectos llevaban firma de mujer. La tendencia al alza se está marcando en las últimas ediciones de los premios de la Academia del Cine Catalán. En 2018, por primera vez, se alcanzó la paridad en los nominados. Entre las directoras de este año se encuentran Elena Trapé (Les distàncies), Eva Vila (Penèlope), Sara Gutiérrez Galve (Yo la busco), Meritxell Colell (Con el viento) o Sílvia Munt (Vida privada).

De los 65 títulos que entran en competición, 33 son largometrajes de ficción, 10 documentales, dos películas de animación, cuatro películas de televisión, diez cortometrajes y 6 películas europeas. Además, se han inscrito otras 11 producciones no catalanas pero en las que han intervenido profesionales catalanes con lo que el número total de películas de los Gaudí ha sido de 76. A juzgar por la comparativa entre el año pasado y éste, la producción en catalán ha experimentado un retroceso: 21 títulos que se presentaron en las diferentes categorías en ese idioma frente a los 14 de este año. Por contra, la producción en castellano casi se ha duplicado y ha pasado de 24 a 45, un incremento que se debe al aumento de la ficción en castellano que ha pasado de los 12 de 2017 a 33. Otro género con mejores registros este año es el de los documentales con 23 títulos inscritos de los que 10 entran en competición.

El aumento de producciones en esta edición de los Gaudí significa una ligera recuperación de la caída del año pasado en la que compitieron 58 producciones. Un signo positivo que no se corresponde con las perspectivas del sector de la industria catalana en cuanto a la taquilla ya que en julio pasado las producciones catalanas habían recaudado siete millones de euros, frente a los 37 de 2017 o los 63 de 2016. Unos resultados de taquilla que cada vez dependen más del tirón de algunas producciones. Un tirón que el año pasado lo dieron varios títulos: Estiu 1993, de Carla Simon, Incerta glòria, de Agustí Villaronga, en catalán; y La librería, de Isabel Coixet, en castellano.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >