Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Govern no invita al Estado a la inauguración del curso de la Escuela de Policía de los Mossos

El Departamento de Interior alega que el año pasado les dieron "plantón" en ese mismo acto

El consejero del Interior, Miquel Buch, en el Parlament.
El consejero del Interior, Miquel Buch, en el Parlament.

La Generalitat ha decidido no invitar a nadie de la administración estatal a la inauguración del nuevo curso del Instituto de Seguridad Pública de Cataluña (ISPC), la escuela de la policía catalana, que se celebra hoy. Hasta el año pasado, a la cita solían asistir jueces, fiscales, policías y guardias civiles con los que el instituto mantenía una relación estrecha y formaban parte de la oferta de cursos al alumnado.

El departamento de Interior, del que depende el ISPC, esgrime que no ha invitado a nadie de la administración del Estado debido al “plantón” del año pasado. Entonces, ninguno de ellos acudió a la cita. La Fiscalía además rompió formalmente sus relaciones laborales con el instituto por la laxitud, según explicó, de los Mossos para impedir el referéndum del 1 de octubre.

La delegación del Gobierno —tampoco ha sido invitada Teresa Cunillera, según avanzó El Periódico— desconocía por completo que tenía lugar la inauguración. “Nosotros no tenemos nada que ver con la anterior administración”, alegan, sobre los motivos que arguye Interior, que insiste en que no han recibido ninguna carta de la administración estatal quejándose por no ser invitados, con lo que interpretan que tampoco desean asistir. Ya no fueron convidados a la entrega de diplomas del pasado mes de julio, cuando ya gobernaba Pedro Sánchez.

Plantón el año pasado

La inauguración del pasado curso, el 20 de octubre de 2017, tuvo lugar en medio del maremoto político por la celebración del referéndum, y las duras acusaciones a los Mossos. Entonces solo asistieron al curso otras policías autonómicas, como la foral de Navarra, o policías locales. Aquel día fue la última vez que el mayor Josep Lluís Trapero asistió como jefe de los Mossos a un acto público. El mando policial, ovacionado por el cuerpo, fue destituido una semana después.

Desde entonces, las relaciones se han ido normalizando poco a poco. El actual jefe de los Mossos, Miquel Esquius, asistió a la toma de posesión del nuevo general de la Guardia Civil, Pedro Garrido, en julio. Asimismo, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y el consejero del Interior, Miquel Buch, han sido invitados a la fiesta patronal de la Guardia Civil, el próximo 11 de octubre, igual que diversos mandos de los Mossos d’Esquadra. La Policía no tiene previsto celebrar este año el día del patrón.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >