Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hospitales catalanes eliminan el horario restringido en sus UCI

Las unidades de cuidados intensivos flexibilizan el acceso de los familiares cercanos para facilitar el acompañamiento de los enfermos

Unidad de cuidados intesivos del hospital Vall d'Hebron de Barcelona
Unidad de cuidados intesivos del hospital Vall d'Hebron de Barcelona

Los hospitales catalanes han dado otro paso hacia la humanización de las unidades de cuidados intensivos (UCI). Así, los ocho centros del Instituto Catalán de la Salud (ICS) han eliminado el horario restringido en sus UCI para facilitar el acompañamiento de los enfermos: previo pacto con el servicio de enfermería y medicina intensiva, los familiares podrán entrar a visitar a los pacientes fuera del horario estipulado.

"El proyecto piensa en los pacientes, en los familiares y en los profesionales. Ya se hace en otros países y nuestra referencia son las UCI pediátricas, donde se ve una mejora del paciente", señala la doctora Pilar Ricart, jefa del servicio de medicina intensiva del hospital Germans Trias i Pujol (Can Ruti). Según el ICS, se ha demostrado que el acompañamiento tiene un beneficio terapéutico positivo que influye en la recuperación.

Ricart aclara, no obstante, que no se trata de una entrada libre de familiares. No puede entrar todo el mundo ni a cualquier hora. "No vamos a abrir la puerta y ya está. Se flexibilizan los horarios para desestresar todo, adaptarse a los hábitos de los familiares también...", apunta. Cada caso se estudiará de forma individualizada y los familiares más cercanos tendrán que acordar con el servicio de enfermería, retrasar, adelantar o ampliar los horarios de visitas según su disponibilidad y las necesidades del paciente. Con todo, el horario en el que el médico informa a la familia sobre el estado del paciente —suele ser al mediodía— se mantendrá sin cambios.

El coordinador del Programa de experiencia asistencial del ICS (PADEICS) de medicina intensiva y jefe del Servicio de Medicina Intensiva del Hospital Universitari de Bellvitge, Rafael Máñez, agrega, además, que actualmente en las UCI se intenta mantener despierto al paciente respetando su confort: "Hay evidencia de que si la persona ingresada en la UCI se mantiene despierta más tiempo su recuperación es más rápida ". Además, señala, si el enfermo está consciente ayuda mucho en la recuperación tener una persona de referencia al lado. 

Los hospitales del ICS han empezado a implantarlo desde el pasado otoño y ya se observan efectos positivos, concluye Ricart: "Poco a poco te das cuenta de que todos nos adaptamos al cambio y vemos a los familiares menos estresados porque también ven lo que estás haciendo y están más informados".