Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El jurado declara culpable al acusado de matar a su esposa en Narón

Tras un día de deliberación, el tribunal ve probada la alevosía en la muerte de una víctima que apareció cosida a cuchilladas

Con ocho votos a favor, de los nueve miembros que componen el jurado, el veredicto considera culpable de asesinato a Juan Fraga Allegue, un vecino de Narón (A Coruña) acusado de matar a su esposa en diciembre de 2015 en el domicilio familiar. Los jurados necesitaron un día entero de debate para llegar a esta conclusión después de iniciar la deliberación a primera hora de ayer, viernes. Se trata del segundo intento de juzgar a este hombre, ya que el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia obligó a repetir el juicio al declarar nulo el primero por falta de motivación del veredicto.

A lo largo de la semana, y con un jurado integrado por seis mujeres y tres hombres, se ha celebrado la vista contra este hombre de más de 80 años para el que la Fiscalía pedía 15 de prisión por un delito de homicidio. La acusación particular, que representa a uno de sus hijos, elevó a 20 años de cárcel por asesinato la petición, mientras que la defensa pidió la libre absolución. La gran mayoría del jurado ha considerado este mediodía que se trata de un delito de asesinato, no solo homicidio, al encontrar probado que en su acción existió el componente de alevosía. Los jurados se han mostrado además a la posibilidad de que se conceda el indulto a este anciano.

En la primera sesión, al igual que hizo en el primer juicio, el hombre negó los hechos alegando que encontró a su mujer "ensangrentada" cuando regresó a casa. Sin embargo, para la Fiscalía el individuo atacó a su mujer, con la que llevaba casado 40 años, "dándole varios golpes muy violentos en la cara, alguno de ellos probablemente contra la pared de la habitación, hasta que consiguió dejarla aturdida". Posteriormente, la agarró por detrás y "le propinó sucesivos cortes con un cuchillo muy afilado primero en la cabeza, luego en el lado derecho de la cara y finalmente en cuello". Mientras que para la Fiscalía se trató de un homicidio, para la acusación particular, al igual que ahora para el jurado, los hechos fueron constitutivos de un delito asesinato con concurrencia de alevosía y ensañamiento.

Fe de errores

ue eue el