Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN

¿Por qué un bono cultural?

La concejala socialista en el Ayuntamiento defiende articular mecanismos que consigan que la producción cultural no sea un lujo para pocos, sino una alternativa para todos

La concejal socialista María del Mar Espinar en un pleno del pasado octubre. Ampliar foto
La concejal socialista María del Mar Espinar en un pleno del pasado octubre.

Con nuestra propuesta de Bono Cultural, los socialistas pasamos de las Musas al Teatro. Dejamos las muestras de amor genérico a la cultura para articular mecanismos que consigan que la producción cultural no sea un lujo para pocos, sino una alternativa para todos.

¿Qué cree usted que me dirá una persona que gana 707,70 euros si yo le recomiendo que disfrute en un mismo mes de una representación en el Teatro Español con su pareja, que escuche un concierto de la Banda Sinfónica Municipal con los amigos, que visite el Planetario con sus hijos o que se deje llevar por las salas del Museo Municipal de Arte Contemporáneo? ¿Qué me contestará si le aseguro, con convicción, que para ser un poco más feliz hay que aprovechar el abanico cultural que nuestra ciudad ofrece?

El bono cultural que proponemos los socialistas busca garantizar, ni más ni menos, el acceso a la cultura de los vecinos de Madrid que vivan en una situación de incertidumbre o desventaja social. Hay mucha gente que lo está pasando mal. Familias que no llegan a fin de mes, trabajadores que se van a la cama angustiados por su situación laboral, sueldos estirados como si fueran chicles a base de enormes sacrificios. ¿Es justo para ellos tener que sacrificar el acceso a la cultura para lograr simplemente sobrevivir con cierta dignidad? ¿Queremos una ciudad cultural de primera, de segunda y de tercera?. El Ayuntamiento ha de convertirse en el puente que una las orillas de las personas sin recursos suficientes y el acceso a la cultura.

No nos olvidamos de los jóvenes, un colectivo habitualmente con escaso poder adquisitivo y al que debemos facilitar su afición por la cultura en todas sus expresiones. Es una inversión de futuro para todos, pero sobre todo para nuestra sociedad. Cuanto más cultos, más libres son los ciudadanos. Nunca es demasiado pronto para aficionarse y disfrutar de la cultura.

El bono cultural es una necesidad perentoria para una cantidad considerable de madrileños. Será una labor social absolutamente viable a nivel económico porque, entre otras cosas, el ayuntamiento ha de ser capaz de sumar compromisos con instituciones públicas y privadas. Ayudar a la gente no es perder dinero. Apostar por un Madrid cultural que una, que cohesione y equilibre a su población no es ni siquiera un reto, es una obligación. Queremos que todos se sumen a esta idea, que participen con entusiasmo. Porque la cultura es de todos, es para todos y nos necesita a todos. A los políticos no hay que juzgarnos por lo que no hacemos sino por lo que, pudiendo hacer, no hacemos.

María del Mar Espinar Mesa-Moles es concejala del Ayuntamiento de Madrid por el PSOE dentro del área de Cultura, Deporte y Turismo

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram