El Ayuntamiento recurrirá para controlar la marca Barcelona

El tribunal desestima parcialmente el anterior recurso del consistorio contra la denominación Barcelona World

El segon tinent d'alcalde, Jaume Collboni.
El segon tinent d'alcalde, Jaume Collboni.J. S.

El segundo teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, ha explicado este viernes que el consistorio recurrirá ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) contra la desestimación parcial del recurso presentado durante el pasado mandato por el propio consistorio para tener el control de la marca Barcelona.

El caso tiene origen en el proyecto de macro complejo de ocio de Tarragona con el nombre de Barcelona World. Una denominación que avaló la Oficina Española de Patentes y Marcas en 2013 y contra la que recurrió el ex alcalde Xavier Trias (CiU) con el aval de la oposición durante el pasado mandato. Ahora, el tribunal ha desestimado un recurso de alzada del consistorio barcelonés contra la decisión de la oficina de patentes.

Collboni ha explicado que el gobierno municipal conoció ayer que la Sala Contencioso-Administrativa del TSJC ha rechazado la reclamación contra el uso de la marca 'Barcelona World' para el macroproyecto de Tarragona. "Recurriremos", ha dicho Collboni: "La base es que la palabra Barcelona pertenece a los ciudadanos de Barcelona y la tiene que gestionar el Ayuntamiento y en ningún caso podrá asociarse a un parque de ocio".

El TSJC considera que no se puede ordenar a la empresa Veremonte -promotora original del complejo, del que se ha retirado- que no use la marca Barcelona World porque no puede concluirse que los servicios y productos que comprenden no respondan a la iniciativa privada. El tribunal también sostiene que no se ha acreditado que "los servicios o productos que ampara la nueva marca no se correspondan con la denominación geográfica que incluye", recoge la sentencia.

Otro argumento esgrimido por el TSJC es que, pese a reconocer que Barcelona World tiene "una gran similitud" con la marca prioritaria y registrada por el Ayuntamiento 'Barcelona World Barcelona Món', no considera que pueda confundir a los consumidores porque pertenecen a sectores distintos. El TSJC también ha obligado al Ayuntamiento de Barcelona al pago de las costas del proceso judicial, que cifra en 1.000 euros.

Mientras tanto, el complejo se conoce por el nombre del terreno en el que se ubicará --Centro Recreativo y Turístico (CRT) de Vila-seca y Salou--, y serán los adjudicatarios quienes decidirán el nombre definitivo de las instalaciones.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS