Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La justicia desbloquea miles de pisos en Los Berrocales

El Tribunal Superior da la razón al Ayuntamiento y a la junta de compensación y permite la firma del convenio necesario para poder empezar a construir las primeras viviendas en 2018.

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha dado la razón al Ayuntamiento de la capital y a la junta de compensación del desarrollo urbanístico de Los Berrocales (que agrupa a 250 propietarios del suelo), permitiendo así que se firme el convenio necesario para poder empezar a construir las primeras viviendas en 2018.

Imagen aérea del desarrollo urbanístico de Los Berrocales, en el distrito de Vicálvaro.
Imagen aérea del desarrollo urbanístico de Los Berrocales, en el distrito de Vicálvaro.

Unos ocho kilómetros de galerías subterráneas albergan las instalaciones que permitirán dar todos los servicios necesarios a Los Berrocales. Se suman a cerca de una decena de puentes y varios kilómetros de vías de servicio que enlazan este nuevo barrio del distrito de Vicálvaro con el Ensanche de Vallecas, la Gran Vía del Este, la A-3, o la conexión con la M-45.

Parte de estas infraestructuras ya están en uso. En ellas se han enterrado, nunca mejor dicho, aunque en sentido positivo, 191 millones de euros, que han sido desembolsados por los propietarios de suelo de este desarrollo urbano del sureste madrileño.

“Ni siquiera en la crisis hemos dejado de avanzar. No hemos parado desde marzo de 2007, cuando empezaron los trabajos, hasta finales de año, cuando el medio centenar de obreros de FCC y Ferrovial abandonaron la obra”, explica el gerente de la junta de compensación, Joaquín Gómez.

Vivienda barata

Cuando estalló la crisis, la junta de compensación de Los Berrocales decidió continuar con los trabajos de la tuneladora bajo la M-45, la fabricación de vigas y la ejecución de los puentes. En 2013, hizo la arteria que abastecerá de agua pasando por Los Ahijones a El Cañaveral.

Además, facilitó al Ayuntamiento 5,8 millones de euros para el tanque de tormentas. Su objetivo es que el suelo sea finalista y esté listo para edificarse entre 2018 y 2019.

La junta tiene claro que habrá demanda de vivienda, como ahora en El Cañaveral. Cuenta con dos bazas: sus reservas económicas y la ubicación: “Los Berrocales siempre estarán en el kilómetro 12”. La última palabra la tiene el Ayuntamiento, pero fuentes de la concejalía de Desarrollo Urbano Sostenible indican que no hay voluntad alguna de paralizar el barrio.

“La demanda de pisos de entre 120.000 y 170.000 euros para la formación de hogar de los jóvenes, o es atendida en estos barrios, o se desplazará fuera de la capital. Rivas, por ejemplo, pasó de los 5.000 habitantes de mediados de los ochenta a 80.000 habitantes y, a finales de los noventa, se produjo la eclosión de Majadahonda, Pozuelo y Alcobendas”, explica la junta de compensación.

Pero un proceso judicial mantenía en el aire la firma del convenio necesario para poder empezar a construir casas en 2018. Ese año debía iniciarse la primera fase, el Sector Uno, ubicado frente al centro comercial del Ensanche de Vallecas, al que está unido por dos puentes. Acogerá 4.500 viviendas, de las que 823 se ceden al municipio y la mitad, aproximadamente, contará con protección.

La sentencia es una buena noticia para los propietarios. Si hubiera sido desfavorable, habría supuesto la anulación no solo del proyecto de urbanización sino de todo lo aportado por la junta: kilómetros de infraestructuras financiadas o situadas sobre suelo cedido por los propietarios, que pasarían a constituir una deuda millonaria para el Ayuntamiento y la ruina de muchos propietarios.

Más caro que El Cañaveral

Una vez despejado el obstáculo interpuesto por un denunciante —descrito como “profesional de la acción pública”, y que mantiene numerosos pleitos de esta índole que tan pronto mantiene como desiste—, el siguiente paso es la firma del convenio marco de gestión, ya visado por las concejalías de Medio Ambiente y Desarrollo Urbano Sostenible y que ha superado el periodo de información pública, desde mayo de 2015.

Ese convenio permitirá que el Ayuntamiento apruebe el proyecto de urbanización, para proseguir con el Sector Uno, cuyo plan de obras se inició en 2012 y que dará lugar a nuevo barrio a continuación del Ensanche de Vallecas. “La inversión prevista entre 2016 y 2019 se cifra en 63,4 millones de euros; sumada a la que tendrá que acometer el Ayuntamiento en colectores, generaría 4.263 puestos de trabajo”, cree Gómez.

El gerente de la junta de compensación estima que se podrían simultanear las últimas obras de urbanización, entre 2018 y 2019, con la edificación de las primeras viviendas (de 800 a 1.200) del Sector Uno. Será una oferta de vivienda a un precio ligeramente por encima del vecino El Cañaveral y que entrará en el mercado probablemente cuando se hayan acabado, ya las 3.000 aún por desarrollar en el Ensanche de Vallecas.

El Cañaveral, con casetas de venta y pisos piloto visitables, suma ya unas 900 viviendas acabadas; 520 en edificación; 600 pendientes de iniciarse este año; y 1.350 con licencia concedida o fruto de la permuta de suelos entre Los Berrocales y Los Ahijones. Es la cantera de pisos asequibles en Madrid, a la que se sumará Los Berrocales, pues el resto de nuevos barrios la capital, como el Ensanche de Vallecas, tienen precios más elevados, sobre todo Valdebebas y Arroyo del Fresno.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram