Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Terra Lliure: Los antiguos violentos irrumpen en el ‘procés’

Exmilitantes de grupos armados independentistas vuelven a la actualidad sin arrepentimiento para pedir el acuerdo entre Junts pel Sí y la CUP

El exmiembro de Terra Lliure Carles Sastre, en una imagen extraída de Youtube.
El exmiembro de Terra Lliure Carles Sastre, en una imagen extraída de Youtube.

Una veintena de “represaliados de la lucha independentista”, entre ellos antiguos miembros de la banda terrorista Terra Lliure —disuelta en 1995— y de su predecesora, El Exèrcit Popular Català (EPOCA) -1976 a 1980-, publicaron la semana pasada un manifiesto para pedir el acuerdo de gobierno entre Junts pel Sí y la CUP. Los medios de comunicación del nacionalismo catalán han difundido el documento presentando a los firmantes como “antiguos combatientes de la izquierda independentista”, “represaliados de Terra Lliure” o “independentistas históricos”. En ningún medio se utilizó la palabra “terrorista” ni se destacaron los muertos que causaron Terra Lliure y EPOCA.

La familia, muy molesta

El caso más significativo de este nuevo protagonismo político de los exTerra Lliure se produjo en la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales. Los programas Més 3/24 y El Matí de Catalunya Ràdio entrevistaron a Carles Sastre, el primer firmante del manifiesto. Sastre es dirigente del sindicato Intersindical-CSC. Fue condenado en 1986 por el asesinato —en 1977— del empresario José María Bultó.

Sastre fue declarado culpable de la adhesión en el cuerpo de Bultó de un explosivo que provocó su muerte. Miembros de la familia Bultó aseguran que ninguno de los autores del asesinato les ha pedido perdón y admiten estar muy molestos con las intervenciones públicas que Sastre ha protagonizado sin que los periodistas que le entrevistaban mencionaran que mató a Bultó. EPOCA exigió 500 millones de pesetas a cambio de retirarle la bomba, según un portavoz de la familia. Sastre también fue condenado en 1987 a 18 años de prisión por pertenecer a banda armada y posesión de armas. A diferencia de entonces, el independentismo hoy es masivo y netamente pacífico.

En Més 3/24, Sastre se presentó como “un militante histórico del independentismo” y fue descrito como un “gran reserva del independentismo”. Sobre el asesinato de Bultó, el conductor del programa se limitó a mencionar que “Sastre fue encarcelado a partir de la muerte de José María Bultó”. El presentador, Xavier Graset, detalló que Sastre, “desde la clandestinidad ayudó a fundar Terra Lliure”. Graset también le preguntó si su opinión, como independentista histórico, tenía el mismo valor que la de los independentistas de nuevo cuño de Convergència Democràtica de Catalunya.

El Matí de Catalunya Ràdio también entrevistó a Sastre. El programa inició la entrevista informando de que “esta mañana nos hemos levantado con el manifiesto de los históricos del independentismo combativo”. Ninguno de los periodistas del programa citó el pasado terrorista de Sastre; la conductora pidió a Sastre que se definiera: “¿Qué quiere decir el concepto histórico del independentismo? A la gente joven le cuesta situar qué fue Terra Lliure”. Sastre respondió que “hace cuarenta años, treinta años, ya éramos una opción independentista de izquierdas”. Más adelante, Mònica Terribas, la directora de 'El Matí de Catalunya Ràdio', mencionó a los firmantes como “los compañeros de Terra Lliure”. Uno de los componentes de la tertulia de aquel día, el abogado Josep Maria Fuster i Fabra, puso en duda que los antiguos militantes de Terra Lliure fueran buenos compañeros de viaje y recordó la bomba que Terra Lliure colocó en 1992 en una oficina del INEM y que dejó con secuelas a Mari Carmen Pérez. Terribas pidió “no mezclar las cosas”.

Otras víctimas

Otra firmante del manifiesto es la antigua miembro de EPOCA y Terra Lliure Montserrat Tarragó. EPOCA también mató en 1978 al exalcalde de Barcelona Joaquín Viola y a su esposa. Otro firmante es Sebastià Datziera, juzgado por colocar una bomba en 1987 en los juzgados de las Borges Blanques que causaron la muerte de la jubilada Emilia Aldomà. Àlvar Valls, otro de los autores del texto, fue encarcelado por la muerte de Bultó, pero consiguió huir a Andorra. No pasó a Terra Lliure y en un libro publicado en 2014, Valls asegura que es el único de los implicados en la muerte del industrial que ha explicado lo que sucedió y las torturas que recibió posteriormente por parte de la policía.

En una entrevista para Vilaweb, el pasado enero, Valls comentaba el asesinato de Bultó: “Era uno de los hombres más ricos de Cataluña. Era una operación económica. El objetivo único era cobrar. Teníamos una lista. Estaba el editor Lara, el padre, que tenía fama de poder disponer de efectivo con facilidad. Juncadella, de las industrias Burés, fabricante de las famosas sábanas Burrito Blanco y marido de la escritora Mercedes Salisachs. José María Santacreu. Y también vigilamos a Porcioles". El periodista pregunta si ha tenido algún contacto con la familia Bultó. Valls responde: “No. Solo tuve un contacto con la hermana. Vino a prisión, a Via Laietana, con este fiscal que ahora es de Podemos, Villarejo. Y [JOSEP MARIA]Mena también estaba. Mena era el que llevaba el caso. Para hacer una rueda de reconocimiento. Ya lo habían hecho en la Via Laietana, pero allí no les vi. Dijo que no me reconocía. No subí al piso, sino que era el que se esperaba abajo en la calle con el coche”.

Terribas se defiende

Mònica Terribas defiende en una respuesta escrita a EL PAÍS la relevancia de la entrevista “por el hecho que varios firmantes son históricos militantes de la CUP, y los que no lo son, están considerados independentistas históricos por todo el entorno de MDT, Calunya Lliure, Maulets, PUA, etc”. Terribas asegura que “en ningún caso se lo presenta como combatiente, ni independentista de izquierdas ni represaliado”. Calificamos a los firmantes de “históricos del independentismo combativo” porque está es la denominación que se hace académicamente, de todo el entorno vinculado al independentismo armado o violento, un entono que incluye a los activistas y, también, a sus brazos políticos”.

Terribas defiende que no se hablara del pasado violento de Carles Sastre: “Si Sastre tuviera alguna causa pendiente, se tendría que decir. Pero hablar de un delito cometido hace 40 años, creo que no tiene ninguna relación con un manifiesto que habla de unas negociaciones políticas de 2015”. Catalunya Ràdio y TV3 se han referido habitualmente a ETA con el calificativo de “terrorista”. El Parlamento de Cataluña homenajeó en 2012 a las víctimas catalanas del terrorismo entre las que se incluyeron afectados por los atentados de Terra Lliure.

Sin consenso sobre qué es 'terrorismo'

La directora de 'El Matí de Catalunya Ràdio', Mónica Terribas, sugiere que, entre otras razones, es complejo referirse al pasado violento de Terra Lliure como 'terrorismo' porque "este es un concepto político sobre el que no hay consenso internacional. Y los cánones periodísticos considerados de referencia, como el de la BBC, siempre proponen hablar de 'activistas' o 'militantes de organización armada', porque calificar de terrorista a una persona u organización es un gesto político”. Terribas lo ejemplifica de esta manera: “Hay quien considera a Bin Laden terrorista y hay quien lo considera un héroe. Hay quien considera a Obama un héroe y hay quien lo considera un terrorista. Hay quien habla de terrorismo de Estado y los hay que hablan de políticas de seguridad... El concepto de 'terrorismo' no ha conseguido consenso ni siquiera en las Naciones Unidas". Lucía Bultó, sobrina de José María Bultó, publicó ayer en 'El Periódico' una carta criticando la entrevista en '3/24' a Carles Sastre, asesino de su tío.

Más información