Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rivera busca el voto socialista en el área metropolitana de Barcelona

Ciutadans apela a los sentimientos y los orígenes andaluces en l'Hospitalet de Llobregat

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, y la candidata al 27-S Inés Arrimadas en un acto de campaña.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, y la candidata al 27-S Inés Arrimadas en un acto de campaña. EFE

Ciutadans quiere captar el voto de los socialistas desencantados. En un acto en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) este domingo el presidente de la formación, Albert Rivera, y la candidata a las elecciones catalanas del 27-S, Inés Arrimadas, han apelado a los sentimientos para recordarle a los votantes del PSC que su partido, según su versión, les "ha traicionado".

Ante un auditorio de unas mil personas, la estrategia del discurso en el tercer mitin de campaña ha consistido en aludir constantemente a los sentimientos de los andaluces que viven en Cataluña. "Mis abuelos vinieron hace muchos años y yo si algo puedo hacer por ellos es no renegar lo que soy. Vamos a defender la dignidad de la gente que nos parió", ha dicho Rivera entre aplausos.

En L'Hospitalet de Llobregat viven 50.000 de 250.000 personas que han nacido en Andalucía, en torno a un 20% de la población. Ahí el PSC Gobierna históricamente en el Ayuntamiento y fue el partido más votado en las anteriores elecciones autonómicas de 2012.

Rivera es consciente de que esa población de origen andaluz se moviliza en las generales, pero menos en las autonómicas. En ese sentido, ha centrado sus esfuerzos en criticar más a los socialistas que a la lista independentista de Mas, Junts pel Sí, ante su candidatura estatal. "Este cinturón que era rojo, va a empezar a ser naranja. Naranja para empezar a cambiar España", ha expresado. Para Rivera, el PSC ha sido cómplice del soberanismo por los dos gobiernos tripartitos. "En estos barrios, en estas ciudades el PSC ha traicionado a sus votantes, pero no lo van a volver a hacer porque vamos a ganar", ha dicho.

Arrimadas también ha apelado a su origen andaluz. Ella es directamente nacida en Jerez de la Frontera, (Cádiz), algo que ha recordado para prometer una vez más que si gobierna en la Generalitat, habrá "una Cataluña sin bandos, donde no se le pregunte a nadie qué lengua habla y de dónde viene". "No voy a permitir que mis padres y mis sobrinos se conviertan en extranjeros para mí", ha añadido. En la misma línea que el líder del partido, ha arremetido contra los socialistas y ha explicado que en Cataluña el nacionalismo ostenta la hegemonía política "porque hay partidos que han renunciado a ganar las elecciones en Cataluña, me refiero a partidos en los que muchos de los que estamos aquí hemos confiado otras veces", ha criticado.

Para escenificar el llamamiento al voto de los catalanes con orígenes de fuera, el partido ha invitado al líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín. El dirigente andaluz ha evitado usar un tono beligerante contra los socialistas, que gobiernan en la Junta con su apoyo de investidura En cambio, sí ha sido más duro con los nacionalistas catalanes, a los que ha interpelado: "Señor Mas, señor Junqueras: No vamos a permitir que en Cataluña haya catalanes de primera y de segunda categoría (...) Vamos a conseguir que aquí se viva en paz",