MÚSICA Y CINE

Cantad, cantad malditos

El 'sing-along', una mezcla gamberra de karaoke y cine, toma el Teatro Fígaro este verano

Participantes de un ‘sing-along’ cantando una canción del musical ‘Grease’.
Participantes de un ‘sing-along’ cantando una canción del musical ‘Grease’.

"Summer loving had me a blast. Summer loving happened so fast. I met a girl crazy for me, Meet a boy, cute as can be". Con esta cantinela, en la que John Travolta y Olivia Newton John se declaran el amor del verano en la película Grease, arrancó la temporada estival de sing-along (una propuesta que mezcla karaoke con cine en pantalla grande en una sesión gamberra donde se puede bailar, cantar o desafinar). Aunque la cinta es de 1978, el pasado martes en el Teatro Fígaro más de 300 personas corearon junto a los protagonistas. Algunos, con peluca rubia emulando a Sandy; otros con pitillos imitando a Danny. Todos cantaban.

Un verano musical

Lugar: Teatro Fígaro.

Dirección: calle del Doctor Cortezo, 5.

Precio: entradas generales: 12 euros / Entradas anfiteatro: 8 euros / Se pueden encontrar más descuentos en la página web: www.atrapalo.com

Programación de este viernes: Grease

Programación del sábado 18 de julio: Moulin Rouge, a las 22.00 horas.

Programación jueves 23 de julio: Dirty Dancing, a las 22.00 horas.

Programación viernes 24 de julio: Mamma Mia!, a las 22.00 horas.

Programación sábado 1 de agosto: Hairspray, a las 22.00 horas.

Programación sábado 8 de agosto: Cabaret, a las 22.00 horas.

"Queríamos meter un plan veraniego, fresco y divertido en el teatro", cuenta el periodista Fernando de Luis-Orueta, perteneciente a La Tropa Produce, responsable del proyecto, que acaba de cumplir un año en Madrid. "Arrancamos en julio de 2014", recuerda el periodista, "y ante el éxito hemos ido repitiendo". Así, antes del Teatro Fígaro (donde estará hasta el 29 de agosto de martes a domingo; entradas a 8 y 12 euros), su propuesta ha pasado por el centro Conde Duque o la sala Galileo. "Sing-along significa ir al cine para hacer lo que normalmente no se puede hacer en el cine: cantar, gritar a la pantalla, bailar... En definitiva, convertir el pase en una fiesta", resume De Luis-Orueta.

La fórmula no es nueva y se viene realizando en Londres desde hace unos 15 años. De ahí se extendió a otras ciudades. "Nuestro único mérito es haber importado el formato y versionarlo para el público español", dicen desde La Tropa Produce, formada, además de por De Luis-Orueta por los también periodistas culturales David Martos, David Carrón y Laura Seoane. El grueso del programa que han planteado para este verano cuenta con, además del ya mencionado romance de Travolta y Newton-John, las películas Mamma Mia, con Meryl Streep y Pierce Brosnam; Moulin Rouge, protagonizada por Nicole Kidman y Ethan Hawke y Dirty Dancing con Patrick Swayze. A este combo ganador se irán añadiendo sorpresas como Hairspray, otra película musical con Travolta travestido, obeso y divertidísimo; la mítica Cabaret, con Liza Mineli, o la película de culto The Rocky Horror Picture Show, de 1975 y protagonizada por Susan Sarandon y Tim Curry.

"Es una experiencia muy liberadora. Lo hemos dado todo; salgo agotada", reconoce Sandra Jerez a la salida de la sesión. Uno de sus amigos está afónico. Otro, algo contento: "Nos hemos tomado un par de gin-tonics", cuenta con una sonrisa. Además de la película, y de las canciones y del espectáculo teatral que interrumpe ocasionalmente la sesión, dentro se puede salir a la barra para pedir unas copas. "Conocía el sing-along del Rocky Horror y lo he visto varias veces en varios lugares. Me parece una gran idea para el verano", añade Jerez. Asegura que repetirá alguna otra noche de verano.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50