PARLAMENTO VASCO

Urkullu pide un Estado confederal contra “la insatisfacción general”

El lehendakari dice que es su preferido y reclama bilateralidad efectiva con la administración central frente a un Estado recentralizador

El lehendakari en la tribuna del Parlamento vasco
El lehendakari en la tribuna del Parlamento vascoL. RICO

El lehendakari cree que el autogobierno es la mejor medicina para combatir la "profunda insatisfacción colectiva" que existe en Euskadi. Es decir, viene a decir que la frustración que acompaña al coctel de problemas que tienen los ciudadanos vascos se acabaría con unas dosis adicionales de soberanía y autogobierno, con un Estado confederal. Urkullu, ha advertido esta mañana en el parlamento vasco, a preguntas del portavoz de UPyD, Gorka Maneiro, que la "profunda insatisfacción colectiva" que existe entre los vascos demanda una solución "para la nación vasca del siglo XXI", que ha de pasar inexorablemente por un acuerdo que, desde el "realismo", eleve las cotas de autogobierno.

 Maneiro, quería saber cuál es el modelo que propone para Euskadi en el contexto del Estado, si está dispuesto a "respetar la legalidad vigente" a la hora de aplicar sus planteamientos sobre el estatus político de Euskadi, y si pretender "saltarse" al resto de los españoles en los que se refiere al "derecho a decidir". 

Urkullu ha reiterado que cualquier propuesta en este sentido tiene que estar basada en un "acuerdo" que dé respuesta a "las aspiraciones legítimas de crecer como nación" en un contexto de "garantías de bilateralidad efectiva" en las relaciones entre Euskadi y el Estado español. Y todo ello construido en el Parlamento vasco y ratificado después en una consulta "legal y pactada". En su opinión, el modelo deseable sería un Estado "confederal", pero ahondó en el argumento de que la clave no reside en cuál es su propuesta para el conjunto del Estado español, sino en cuál ha de ser la "relación" entre Euskadi y España.

Hay que lograr garantías de bilateralidad efectiva"

Para el lehendakari es fundamental  que el Estado reconozca al País Vasco "mayores niveles de autogobierno y una voz propia en Europa". Para Urkullu "el reto es conseguir un nuevo marco de relación con el Estado, desde el reconocimiento y respeto al hecho diferencial vasco", ha añadido. En esta línea, ha destacado que "la cuestión vasca existe, y nos corresponde buscar una salida política". 

Sin embargo, la incomunicación con el Gobierno de Rajoy es evidente y ha recordado la falta de avances a la hora de transferir las competencias sobre materias como el régimen económico de la Seguridad Social, los aeropuertos y puertos, las infraestructuras ferroviarias y las prisiones. "No es que aspiremos a lograrlas, es que por ley -en referencia al Estatuto de Autonomía vasco- ya deberíamos gestionar estas materias", ha destacado. El lehendakari ha recordado también que en esta legislatura, su gobierno ha interpuesto ya 13 recursos de inconstitucionalidad contra medidas del Ejecutivo central que, a su juicio, vulneran las competencias vascas.

Sobre la firma

P. G.

Corresponsal en el País Vasco cubre la actualidad política, social y económica. Licenciado en Ciencias de la Información por la UPV-EHU, perteneció a las redacciones de la nueva Gaceta del Norte, Deia, Gaur Express y como productor la televisión pública vasca EITB antes de llegar a EL PAÍS. Es autor del libro El inconformismo de Koldo Saratxaga.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS