Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Justicia rechaza la medida cautelar pedida por la Complutense

El TSJM considera que no se puede vincular el cambio de estatutos, bloqueado por la comunidad, con los comicios que pueden celebrarse

Rueda de prensa de José Carrillo Menendez, rector de la UCM, el lunes.
Rueda de prensa de José Carrillo Menendez, rector de la UCM, el lunes.

La Universidad Complutense, la mayor de España, no celebrará de momento elecciones al Rectorado. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) no dictaminó en la mañana del miércoles, como pedía su rector, José Carrillo, una “medida cautelarísima” para que se celebrasen los comicios. El tribunal declaró que no es el objeto de su auto. Argumenta que lo que reclamó la Complutense en su recurso de amparo es que la Comunidad de Madrid no suspenda la modificación de parte de sus estatutos —cuatro artículos sobre la votación—. Los jueces creen que este hecho no se puede vincular a las urnas.

En su auto el TSJM afirma: “La medida urgente o inaudita que se pide, en ningún caso determinaría que las elecciones al cargo de rector se celebraran o no en la fecha indicada, pues la resolución impugnada por la Complutense no tiene por objeto tal cuestión”.

El lunes el Gobierno regional sostenía en una carta enviada a los profesores que la Complutense (80.000 alumnos) no ha ajustado todos sus estatutos a la nueva Ley Universitaria y que tenía “suficiente tiempo hasta junio para hacerlo y celebrar las elecciones”. La Complutense respondía que no había “tiempo material para hacerlo”, después de que el pasado mayo la mayoría del claustro no aprobase la reforma del reglamento. Aunque en diciembre sí avaló los cuatro polémicos artículos.

El Gobierno regional ha ido ahora más allá y fuentes de la Consejería de Educación dicen que “no hay excusas” para que no haya comicios. Sostuvieron que no hay problema para que el campus convoque las elecciones. Afirman: “La Comunidad no tiene capacidad para pararlas. Hay autonomía universitaria”.

Por el contrario, Carrillo considera que el Gobierno ha parado su reforma estatutaria para que acelere la resolución del expediente abierto al profesor y número tres de Podemos Juan Carlos Monedero. Asegura que ha recibido “presiones telefónicas privadas” y del propio presidente, Ignacio González, para que acelere la resolución administrativa. Monedero, profesor con dedicación exclusiva de Políticas, facturó 425.000 euros a Gobiernos latinoamericanos sin notificarlo a su facultad ni ceder hasta el 20% de su cuantía al campus, como indica el reglamento.

José Carrillo, en cambio, sostiene que sin la adaptación de esos cuatro artículos no puede convocar los comicios. El jueves pasado el Consejo de Gobierno de la Comunidad rechazó que se modificaran solo parcialmente los estatutos y exigió, por segunda vez, un cambio total.

El TSJM recuerda, además, que la UCM ha tenido desde 2007 para modificar sus estatutos, como obliga la Ley Orgánica de Universidades. De hecho, el plazo legal terminó en 2010. En mayo de 2014 no se alcanzó la mayoría absoluta necesaria para aprobarlos en el claustro y en diciembre se avalaron los artículos polémicos.

La Complutense prefiere no hacer declaraciones hasta que sus servicios jurídicos estudien en profundidad el auto. Hoy está previsto que se reúna el claustro, y el Consejo de Universidad se verá las caras mañana.

De no haber elecciones antes de junio, se llegaría a un parón administrativo, porque Carrillo empezaría a actuar en funciones. No se podrían aprobar los nuevos presupuestos o un plan estratégico.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información