Los vecinos colapsan la audiencia del Ayuntamiento sobre turismo

El aforo está completo y la sesión se retransmitirá por internet

Será fruto de la presión ciudadana; será disposición a escuchar, o una concesión electoralista. O las tres cosas a la vez. El hecho es que el Ayuntamiento de Barcelona ha convocado para este martes y por primera vez en su historia una audiencia pública sobre turismo. Habituales en los distritos o cuando se aprueba el presupuesto o el plan de acción municipal, en la última década solo se ha celebrado una audiencia como esta, forzada por el malestar ciudadano, cuando se debatió sobre la controvertida Ordenanza de Civismo en 2005.

La audiencia está prevista para las 19 horas en la biblioteca Jaume Fuster, en la plaza de Lesseps. El aforo de 240 personas ya está completo con ciudadanos que se han inscrito a través del correo de participación. Ante la posibilidad de que hubiera más gente en la calle que dentro, será retransmitida por Internet. La sesión la conducirá la teniente de alcalde de Economía, Sònia Recasens. La Federación de Asociaciones de Vecinos, una de las entidades que solicitó la audiencia junto a los sindicatos y el Consejo de la Juventud, ha pedido que el alcalde lleve el peso de la audiencia y que esta se celebre en el Ayuntamiento, pero la respuesta ha sido negativa: tanto el alcalde como el Saló de Cent tienen actos previstos ese día y a esa hora.

La audiencia comenzará con una presentación de la ponencia y las propuestas consensuadas por las entidades. Un decálogo que pide destinar la tasa turística a compensar el impacto que reciben los barrios más visitados; detener la apertura de nuevos hoteles; calificar los pisos turísticos como establecimientos hoteleros; regular la fiscalidad de las llamadas plataformas colaborativas; un plan de protección de establecimientos tradicionales; mayor participación en proyectos urbanísticos; definir la capacidad de carga de visitantes de las zonas monumentales, y fomentar el empleo de calidad en el sector.

Después se abrirá el turno de palabras. La idea de las entidades promotoras es que las voces de barrios o colectivos relejen las problemáticas de toda la ciudad, las medioambientales y las laborales, con la intervención de sindicatos o de colectivos como los guías turísticos. Tras el turno abierto de palabras está previsto que intervengan los grupos políticos del ayuntamiento.

Los vecinos llevan meses organizando su respuesta al actual modelo turístico de Barcelona. Tras el estallido del malestar el pasado verano en la Barceloneta, en septiembre las asociaciones y plataformas cívicas de los barrios que mayor carga turística soportan, además de profesionales del sector, se unieron y comenzaron a celebrar reuniones para compartir diagnóstico y consensuar propuestas alternativas al actual modelo Barcelona.

El ayuntamiento que lidera Xavier Trias tardó, pero finalmente reaccionó y en octubre anunció la puesta en marcha de un Pacto Local para la gestión y promoción de un turismo responsable, cuyo grupo de trabajo ha recibido el encargo de entregar un primer diagnóstico en marzo; el segundo gesto, anunciado a comienzos de mes, fue la Audiencia, "debate abierto a toda la ciudadanía" en el que cualquier ciudadano puede dirigirse a los responsables municipales.

Sobre la firma

Clara Blanchar

Centrada en la información sobre Barcelona, la política municipal, la ciudad y sus conflictos son su materia prima. Especializada en temas de urbanismo, movilidad, movimientos sociales y vivienda, ha trabajado en las secciones de economía, política y deportes. Es licenciada por la Universidad Autónoma de Barcelona y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción