Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mas dice que “intentan romperle las piernas a la identidad catalana”

El presidente aprovecha la proclamación del Año de las Bibliotecas para denunciar las "agresiones" que sufre Cataluña

El presidente de la Generalitat, Artur Mas.
El presidente de la Generalitat, Artur Mas. EFE

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha asegurado este viernes, en la proclamación del Año de las Bibliotecas en la Generalitat, que "agresores de muchas épocas han procurado romper las piernas de la identidad catalana".

Mas ha afirmado que, pese a esto, durante muchas décadas y siglos ha habido continuidad histórica en asuntos básicos como la cultura y la lengua: "Esto explica que estamos donde estamos como país, y que somos lo que somos".

"Sin esta continuidad ahora no estaríamos donde estamos ni seríamos lo que somos", ha dicho el presidente, y ha lamentado que algunos se han ocupado de que hubiera toda la discontinuidad histórica posible.

También ha comentado que "se habla en los últimos tiempos, y con buen criterio, que la Cataluña que se quiere construir tiene que ser justa, y es correcto que sea así".

Demasiadas irregularidades

"Se habla también de que tiene que ser una Cataluña transparente, es correcto también. De irregularidades ha habido demasiadas", ha dicho Mas, que ha abogado por una Cataluña creativa, dinámica, culta y cívica.

Por otro lado, Mas ha atribuido las movilizaciones de los últimos años a "un país culto y cívico", que apuesta por la no violencia, algo inoculado en las células de la identidad catalana, por lo que ha agradecido a los profesionales de las bibliotecas su esfuerzo en este sentido.

"Lo que está pasando en la Cataluña de hoy, de la forma en que se está haciendo, pacífica, democrática y amistosa, tiene mucho que ver con la identidad cultural del país", ha reiterado Mas, para quien que no habría sido la misma sin el esfuerzo del sector bibliotecario.

Por ello, ha confiado en que este Año de las Bibliotecas se aproveche para que "haya todo el debate que tenga que haber" para seguir proyectando esta red con todas sus facultades.

Por su parte, el conseller de Cultura, Ferran Mascarell, ha reivindicado el necesario "peso fundamental" de las bibliotecas, y ha deseado que el sistema sea de la máxima excelencia y continúe siendo un referente.

Ha remarcado que sin bibliotecas "habría mucha dificultad para hacer un país verdaderamente culto y democrático", antes de concretar que el sistema bibliotecario catalán cuenta con 381 equipamientos con casi 14 millones de volúmenes en sus fondos.

Este Año de las Bibliotecas incluye un manifiesto que reivindica la función de las bibliotecas públicas a favor de la libertad, el progreso y el desarrollo en el cultivo de los valores humanos.

Según el manifiesto, se cooperará al máximo entre todas las instituciones para garantizar la culminación de un sistema "definitivamente integrado, eficiente y actualizado".