Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Junqueras ofrece a Mas la presidencia aunque ERC gane las elecciones

El líder de ERC acusa a Mas de “encallarse” en la idea de lista única

Esquerra Republicana hizo ayer una doble pirueta en su estrategia para redoblar la presión sobre Artur Mas para que convoque elecciones anticipadas antes de que el soberanismo pierda el vigor que considera que ha alcanzado. Oriol Junqueras reveló ayer, en una entrevista en Catalunya Ràdio, que ofreció a Mas repetir en el cargo, aunque CiU sea derrotada en esos comicios. “ERC es, y ahora será, muy generosa. Lo importante es la República, no el presidente de la República”, sintetizó el líder secesionista.

La oferta viene a ser un episodio más en la novela interminable que están protagonizando los dos socios sobre cómo desencallar el proceso soberanista, cada vez más enmarañado desde el 9-N. Mas no piensa mover ninguna ficha en esta partida de ajedrez hasta enero, después de las fiestas, y Junqueras querría la solución ya. Pero no habrá, salvo sorpresas, novedad hasta entonces. Junqueras acusó a Mas de “embarrancarse” en la candidatura única que, a su juicio, perjudica los intereses de los soberanistas. “Todas las encuestas dicen que con nuestra propuesta se logra la mayoría absoluta y con las otras fórmulas, no”, subrayó Junqueras, quien insistió en “maximizar” el número de escaños. El miedo de ERC es que con la lista única pueda perder votos porque intuye que un sector de sus votantes nunca apoyará a los nacionalistas y menos cuando retumba el caso del fraude fiscal del expresidente Pujol y su familia. Junqueras hizo ahí una doble alusión a Podemos: con lista unitaria se corre el riesgo de que haya electores que opten por el partido de Pablo Iglesias, dijo aunque, por otro lado, señaló que ve fáciles los acuerdos con esa formación por no estar ensuciada, como otros, con asuntos de corrupción.

Convergència i Unió tiene una meta fija y asegura que lo esencial es reconvertir las elecciones en el referéndum suspendido por el Constitucional con una lista única que dé un mensaje nítido a la comunidad internacional. Y quiere tiempo para ensanchar la base soberanista y ganar esa consulta. La Asamblea Nacional Catalana ya aprobó una hoja de ruta inspirada en la de Mas, pero está dispuesta a reformarla. Carme Forcadell, su presidenta, que pidió tranquilidad para que el acuerdo se zanje después de fiestas, recuerda que cuando Estonia se separó de la URSS solo concurrió una lista y en Eslovaquia, dos. “Y las dos funcionaron. Todos tendrán que ceder”, señaló en un acto el pasado miércoles.

Pero a medida que pasan los días, las relaciones entre CiU y ERC se van envenenando y parece que los nacionalistas han ignorado el doble “gesto de Esquerra” de permitir desbloquear el proyecto de Presupuestos y su preceptiva Ley de Acompañamiento. Ramon Espadaler, consejero de Interior de la Generalitat, definió la oferta de ERC de ceder la presidencia de la Generalitat de “maniobra de distracción”. “Nos deja un punto perplejos”, afirmó el democristiano, que se apresuró a abrir la caja de los truenos recordando que Esquerra ignoró por dos veces la victoria de Mas en las autonómicas (en 2003 y 2006) y optó por pactar con el PSC. “Por eso esa oferta no nos merece credibilidad. No hay que eternizar este debate”, señaló. El consejero además, hurgó en la herida y atribuyó las prisas de los independentistas en ir a votar a que está perdiendo fuelle en favor de CiU. Miquel Iceta (PSC) calificó la propuesta de ERC de “inocentada”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información