Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Los ciudadanos están cansados del y tú más”, replica Moreno

Pique entre PSOE e IU sobre las vías para atajar la corrupción

La posibilidad de alcanzar un pacto contra la corrupción en Andalucía no parece vislumbrarse ni siquiera a medio plazo. El Gobierno andaluz mantiene ahora que antes que un acuerdo es mejor medidas concretas que abunden en la transparencia porque, según la castiza expresión del consejero de la Presidencia, “la gente está hasta las narices” de los partidos propongan pactos, porque quieren actuaciones y hechos. Esta fue la respuesta del Ejecutivo autónomo a la petición del presidente del PP, Juan Manuel Moreno, de firmar un acuerdo de regeneración entre las dos grandes formaciones.

Moreno ha replicado este miércoles que el hartazgo de los ciudadanos no está en los pactos. “Lo que la gente está hasta las narices es de la corrupción, del despilfarro y de la confrontación de la Junta con los Ayuntamientos y el Gobierno de la nación, están cansados del y tú más”, ha dicho después de que el grupo popular haya registrado una enmienda a la totalidad al proyecto de ley de Presupuestos de la Junta para 2015. El dirigente popular se ha mostrado muy crítico con el cambio de opinión de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, quien en su investidura hace un año propuso a Mariano Rajoy que pilotase un acuerdo nacional contra la corrupción, aunque ahora no lo ve necesario porque la gente, según la socialista, lo que reclama son hechos contundentes.

El PP mantendrá su mano tendida al diálogo y espera que los socialistas tomen en consideración las propuestas para combatir la corrupción presentadas el pasado viernes.

El combate contra la corrupción provocó ayer un pique entre PSOE e Izquierda Unida, socios en el Gobierno andaluz. Ni PSOE ni PP “tienen credibilidad” para presentar pactos contra la corrupción cuando “la tienen en su ADN”, ha dicho el portavoz de IU, José Antonio Castro. El portavoz socialista, Mario Jiménez, le contestó que la federación de izquierdas sabe del compromiso de los socialistas por la transparencia, ya que si no, “no estaría en el Gobierno”.